Diario Vasco

Exposición retrospectiva sobre el Castillo de Amaiur en Pamplona

Los diez años de excavaciones se presentan en la exposición.
Los diez años de excavaciones se presentan en la exposición. / A.D.C.
  • Se podrá ver en el Palacio del Condestable una muestra de los trabajos arqueológicos encontrados en los últimos diez años

Ayer se inauguraba en el Palacio del Condestable de Pamplona la primera exposición retrospectiva que se realiza sobre el castillo de Amaiur, su significado histórico, los trabajos arqueológicos realizados y la obra artística que ha inspirado.

La muestra bajo el título 'Amaiur azken gaztelua - El último castillo' estará abierta hasta principios del próximo año. El horario de visitas es de lunes a sábado a de 9 a 14 horas y de 17 a 21 horas.

La exposición, comisariada por la Sociedad de Ciencias Aranzadi, está promovida por el Ayuntamiento de Pamplona con el apoyo del pueblo de Amaiur y ha sido posible gracias a la firma de un convenio de colaboración con el Ayuntamiento del Valle de Baztan. El título de la exposición hace referencia al sentimiento de los navarros sitiados en el castillo en 1522 y a lo expresado en algunas de sus cartas.

Los contenidos de la exposición, que realiza un recorrido por los orígenes de la fortaleza y su evolución, incluyen también materiales sobre el monolito colocado en el solar en 1922 y aúna desde objetos de distintas épocas relacionados con el castillo a obras artísticas inspiradas en el edificio.

Tres áreas

La muestra se concibe en tres áreas que se repartirán asimismo por diferentes espacios del Palacio del Condestable: el área de la 'memoria' en el zaguán, la del 'arte' en el patio central y la de la 'arqueología' en la sala gótica.

La zona de la 'memoria', que se ubica en el Zaguán del Condestable, parte de la idea de que desde 1522 sucesivas generaciones que no vivieron aquellos acontecimientos han proporcionado visiones y opiniones diferentes que han sido las que han construido la percepción que la sociedad tiene en la actualidad sobre Amaiur.

Un panel informativo sobre la exposición recibe en la planta baja del palacio. Junto a él una réplica a tamaño real de una puerta blindada del castillo que actualmente está colocada en la casa torre Jauregizarrea de Arraioz. Realizada por los alumnos de la Escuela Taller de Aranguren bajo la dirección del restaurador Juan Mari Martinez Txoperena, exteriormente es de planchas de hierro forjado e interiormente de roble antiguo trabajado manualmente. Pesa alrededor de 300 kilos.

También en el zaguán se han colocado 16 paneles centrados en personas y momentos importantes para el castillo. En este área se recuerdan también la inauguración del monolito en 1922 y su explosión en 1931. En una vitrina se presentan todo tipo de documentación escrita y objetos generados entorno a Amaiur.

El patio del Condestable presenta, bajo el epígrafe 'arte', una colección de pinturas, esculturas, fotografías, dibujos e ilustraciones realizadas por artistas diferentes. La Sala Gótica, situada en el sótano del Condestable, como un símil del subsuelo de donde fueron extraídas, se exponen las principales piezas arqueológicas recuperadas a lo largo de los diez años de excavaciones.

Los contenidos están organizados en cinco áreas. El apartado 'Baztango haitza - La peña de Baztan' sitúa al espectador en la geografía física y humana donde se sitúa el castillo; 'Bidearen zaindaria - Protector del camino' hace referencia a la Edad Media introduciendo a los visitantes en los orígenes de la fortaleza y su construcción, en su relación con la Corona y en la vida cotidiana de un castillo medieval; y 'Erresisten-tzia - La resistencia' sobre el momento en el que el castillo se convirtió en un hito histórico.

El cuarto apartado 'Harrobia - La cantera' recuerda que el castillo fue utilizado durante años como cantera. Para terminar 'Harria - Herria' hará un recorrido por la aventura científica que ha significado el estudio arqueológico en Amaiur.

Entre los objetos hallados se encuentran desde una espada hasta un arpa de boca, pasando por munición de todo tipo usada en el asedio del castillo o huesos de los animales de los que se alimentaban los soldados sitiados. El público puede ver diferentes objetos de uso cotidiano de los habitantes del castillo y piezas talladas por los soldados.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate