Diario Vasco
Mikel Orbañanos está satisfecho con sus remeros.
Mikel Orbañanos está satisfecho con sus remeros. / F. DE LA HERA

Mikel Orbañanos (Entrenador HAE): «El verano ha sido sobresaliente y nos ha ganado un gran rival»

  • Terminada la temporada arraunlari, el preparador oriotarra da buena nota a la Ama Guadalupekoa a pesar de no ganar ni la Liga ni La Concha

El deporte es cruel. Puedes hacer una temporada de mucho mérito, pero si luchas por el primer puesto y acabas segundo, da la sensación de que no se han conseguido los objetivos y que el curso no es del todo bueno. Algo así le ha pasado a Hondarribia Arraun Elkartea, pero nadie siente que la Ama Guadalupekoa haya fallado. Nueve banderas en la Liga ACT, los tres campeonatos y el segundo puesto en La Concha merecen el más fuerte de los aplausos para los hombres de Mikel Orbañanos. El entrenador, muy satisfecho con el trabajo de los suyos, analiza lo que ha sido el verano para los de verde.

-Se respira tranquilidad en el club...

-Es lo que trae el final de las temporadas, tranquilidad. Necesitábamos descansar y es lo que estamos haciendo.

-Hondarribia lo ha hecho muy bien, pero Urdaibai ha sido mejor. ¿Qué valoración hace de la temporada?

-Ha sido una temporada sobresaliente. Hicimos una gran pretemporada y eso ha servido para ser durante todo el verano una trainera muy competitiva. Hemos conseguido muchos triunfos en la Liga ACT y también los campeonatos. Queríamos llegar con opciones al final de la Liga y a La Concha, pero los dos premios grandes se los ha llevado Urdaibai. No nos queda más que felicitarles y a nosotros nos toca conformarnos. Aun así, estamos muy orgullosos del trabajo que hemos hecho porque nos ha ganado un gran rival.

-Pero supongo que ver como Joseba Amunarriz perdió el amarillo a falta de dos jornadas, amarga un poco el verano...

-Así ha sido, pero ya veíamos cómo venía Urdaibai. Tenemos que reconocer que han sido insuperables. Por mucho que lo hemos intentando, no hemos sido capaces de ganarles en el tramo final. Y lo hemos intentado de mil maneras, pero ellos ya estaban con una velocidad más. Ha sido una pena, pero nos hemos quedado a gusto.

-Lo que está claro es que hemos visto dos ligas. ¿Tiene explicación el cambio de la primera parte del campeonato a la segunda?

-Son ellos los que han crecido mucho y nosotros no teníamos mucho margen para mejorar. Queríamos mantener el nivel para estar en la pelea e incluso en La Concha lo subimos un poco, pero es que Urdaibai cambió mucho del inicio de la temporada al final.

-¿Ha sido muy duro el nivel de exigencia? Solo valía ganar cada fin de semana...

-Una situación así genera presión porque hay que estar muy bien todas las estropadas y eso sube mucho el nivel de exigencia.

-¿Ahí ha estado la clave? ¿En esas dos o tres regatas en las que Hondarribia cayó al tercer o cuarto puesto? ¿En no mantener todos los días el máximo nivel?

-En este caso tenemos que destacar la regularidad de Urdaibai. Han estado siempre ahí y eso es lo que te acaba haciendo campeón. Nosotros hemos cometido algunos pequeños fallos, en los que se nos han ido puntos, pero es normal que pasen estas cosas en todo un verano. Y también hay que decir que esperábamos que alguna otra embarcación estuviera más cerca para poder meterse en medio, pero con todo el respeto hacia los demás, ha sido un mano a mano y no ha sido fácil meter puntos.

-Lo que sí hay que destacar es que, dejando al margen a los de Bermeo, habéis estado muy por encima de otros botes importantes...

-Y dejando a un lado a Kaiku, destacaría que Orio, San Juan, San Pedro o nosotros mismos, somos clubes que trabajamos de una manera similar. De los que tenemos la misma filosofía, somos los que hemos estado en cabeza. Y es muy grande haberlo hecho dando cabida a todos los remeros, porque todos han participado durante el verano.

-Echemos un ojo a La Concha. Hondarribia muy bien, pero otra vez Bermeo mejor...

-La clasificatoria nos salió como esperábamos y las sensaciones que teníamos de los entrenamientos allí eran muy buenas. Todas nuestras fuerzas estuvieron dirigidas a intentar mejorar lo que fuera, uno o dos segundos, y así fue, pero hacía falta más que ese segundo. Aunque lo hicimos todo bien, otra vez nos encontramos con un rival insuperable. Nos quitaron ocho segundos entre los dos domingos, pero si hubieran querido quitarnos diez o quince, nos los hubieran quitado.

-Miremos al futuro. Con tanto remero joven, ¿Hondarribia lo tiene asegurado?

-Ha sido otro de nuestros triunfos de esta temporada, que la gente joven que viene desde abajo siga participando. Esto asegura que Hondarribia va a seguir teniendo una trai-nera competitiva, pero ganar banderas no lo puede asegurar nadie.

-¿Se empieza a preparar ya ese futuro o por el momento es tiempo de descanso?

-Aunque ya hemos hecho alguna reunión, lo que queremos es descansar y desconectar un poco. Dedicarle tiempo a la gente que no se lo dedicamos durante el verano.

-¿Y qué podemos decir del futuro de Mikel Orbañanos? Aizperro no sigue en Orio, Salsamendi tampoco en Urdaibai...

-Ha sido un verano muy duro y necesito un tiempo para darle unas vueltas y pensar.