María Luisa Uriarte, tercera centenaria del año en Mutriku

María Luisa junto al alcalde y la edil. /A.G.
María Luisa junto al alcalde y la edil. / A.G.

A pesar de su edad, conserva una mente privilegiada que unida a su humor hace que tenga una relación vital con todo el pueblo

GORRITIBEREA MUTRIKU.

El pasado sábado cumplió todo un siglo de vida la popular farmacéutica María Luisa Uriarte que a pesar de su edad conserva una mente privilegiada que unida a su humor hace que tenga una relación vital con todo el pueblo.

A la una del mediodía recibió en su domicilio la visita del alcalde José Ángel Lizardi acompañado por la edil de cultura Elena Cebrián que le regalaron un ramo de flores y un reloj conmemorativo. Junto con el capítulo de agradecimientos, también tuvo su tiempo de petición y María Luisa solicitó el que se tengan en cuenta las imágenes de las personas mayores, entre las que se encuentra, para así tener la memoria histórica fresca.

María Luisa nació en el desaparecido edificio Arriola etxea de Ondarroa, finalizó la carrera de farmacia el año 1944 en Santiago de Compostela y el año 1975 concluyó los estudios de óptica. Llegó a Mutriku junto con su hermano Ramón, y fue titular de la farmacia de Erdikokale hasta su jubilación.

El sábado junto a sus primos-sobrinos y también a sus 21 amigas, y tras un pequeño acto religioso en la parroquia y la fotografía de rigor en las escaleras de acceso, se desplazaron a la vecina localidad para celebrar la efeméride con todo un almuerzo en el asador Joxe Manuel donde participaron del orden de unas 50 personas. Preguntada por el motivo fundamental por la que ha llegado al centenario, María Luisa es clara; afirma que ella ha tenido que vender muchas boticas para poder vivir, pero para ella no ha guardado ninguna, y piensa que ahí puede estar la razón de su longevidad.

Fotos

Vídeos