Rescindido el contrato con Visesa que iba a impulsar el proyecto suspendido

DV EIBAR.

El pleno del Ayuntamiento ha aprobado rescindir el convenio que se había firmado con Visesa, sociedad pública del Gobierno Vasco, para la delegación y ejecución de los proyectos de regeneración del barrio de Txonta. Ocurre que el acuerdo entre el Departamento de Vivienda, Obras Públicas y Transportes del Gobierno Vasco y el Ayuntamiento de Eibar, sucrito en el año 2012, tendrá que ser negociado y modificado, tras declarar el TSJPV «inviable» el proyecto de construcción de 235 viviendas protegidas y 300 libres, en Txonta.

El convenio con Visesa trataba de desarrollar estos proyectos de viviendas y facilitar también el traslado de empresas de Txonta a Matxaria, con el objetivo que puedan mantener su actividad y nivel de empleo, lo cual posibilitará la regeneración del barrio de Txonta. Por su parte, Visesa se encargaba de impulsar la serie de proyectos aprobados.

No obstante, tras la sentencia dictada por el TSJPV sobre la «inviabilidad» del plan de construcción de 535 viviendas en Txonta, que dio la razón a la constructora Amenabar, el Ayuntamiento se vio obligado a rescindir el acuerdo debido a que no se ejecutarán los trabajos respectivos. Desde el Ayuntamiento se siguen tramitando los proyectos de rehabilitación de las viviendas que se consolidan y también se pretende avanzar en el traslado de empresas de Txonta a los pabellones de Matxaria, propiedad de la Spri.

Sin embargo, el principal escollo estaba en la posición mantenida por el sector empresarial eibarrés que planteó al Ayuntamiento que el elevado precio de los pabellones con los que contaba Matxaria disuadía de trasladarse a este polígono. Junto a ello, los empresarios habían mostrado escaso interés por adquirirlos y preferían firmar acuerdos de alquiler. Talleres Aibe fue la única firma de Txonta que se acogió a las ventajas de este convenio y firmó un acuerdo para ubicarse en Matxaria.

Mesa de Txonta

Para tratar todas estas cuestiones, el Ayuntamiento tiene previsto convocar la Mesa de Txonta, para abordar un nuevo proyecto, en consenso con los vecinos, propietarios de los terrenos, y con las instituciones. Desde EAJ-PNV, se indicó en el Pleno que «esta mesa debe tener una dinámica de trabajo que no se limite a dar cuenta del planeamiento que pretende el gobierno, sino que puedan trabajarse de forma colaborativa. La cultura también es un elemento regenerador».

Fotos

Vídeos