«El año pasado fue la primera, pero esta txapela ha sido más sufrida»

Ganador. El aizkolari Hodei Ezpeleta con la txapela conseguida en Asteasu./JUAN ANTONIO PALACIOS
Ganador. El aizkolari Hodei Ezpeleta con la txapela conseguida en Asteasu. / JUAN ANTONIO PALACIOS

Hodei Ezpeleta se proclamó campeón juvenil de Euskadi de aizkolaris el pasado fin de semana

FÉLIX MORQUECHOEIBAR.

Las txapelas no las regalan y lo sabe bien Hodei Ezpeleta. A sus 18 años se encontró con que en esta temporada se le negaba la posibilidad de competir en tercera categoría a nivel de Euskadi por edad, por lo que centró la temporada en el Campeonato de Euskadi juvenil. El hijo de Ernesto Ezpeleta 'Bihurri' no llegó a la prueba en el mejor momento de la temporada pero ganó sufriendo. Objetivo cumplido.

Las plazas de Eibar y de otras localidades llevan una década viendo a Hodei Ezpeleta con el hacha, pero las exhibiciones ofrecidas de niño quedan ya como un recuerdo. El corte de troncos tiene mucho de tradición y de folclore, pero no deja de ser un deporte y como tal, el gen competitivo pide paso. Así, el pasado año el eibarrés se estrenó con el título de campeón de segunda en Bizkaia (donde se encuentra federado, siguiendo los pasos de su padre) y el pasado sábado sumó una nueva txapela. «La del año pasado fue la primera, pero ésta ha sido más sufrida. Por eso aún lo estoy asimilando».

La competición enfrentó al guipuzcoano con el navarro Xuban Kañamares, dos deportistas ligados al hacha desde la infancia. «Hace años habíamos hecho unas exhibiciones siendo niños, pero desde entonces no había competido con él». El torneo se celebró el pasado fin de semana en Asteasu, en el marco del campeonato de levantamiento de piedra que coronó a Aimar Irigoien. «Iba con ganas de hacer el trabajo de casa o mejorarlo, pero los nervios no me lo permitieron» apunta Ezpeleta. «Eso hizo que cortara agarrotado, ahogado... mal. Pero sufriendo conseguí acabar, por poco pero gané». Tres semanas antes del torneo el aizkolari había pasado una gastroenteritis que le había hecho perder el punto de forma. «No fui así de nervioso al campeonato de Bizkaia. Este año ha sido bastante irregular, por eso no tenía la confianza del año pasado y eso ha podido pasarme factura. Los nervios te bloquean, la mente hace mucho», apunta.

La prueba a realizar por los aizkolaris consistió en cuatro troncos de 45 pulgadas y dos de 54 o 'kanaerdikos'. «No era un trabajo largo, era una prueba explosiva. Pero los troncos salieron más duros de lo que me imaginaba y me costó. Por eso lo que parecía un trabajo rápido se complicó un poco, y mentalmente supuso un gasto bastante grande». Al final, Hodei Ezpeleta cortó los troncos en 14 minutos y 9 segundos dejando a su rival a 26 segundos en un emocionante duelo.

Mañana en Bilbao

El verano suele ser intenso para los aizkolaris que promueven este deporte de plaza en plaza, pero los retos deportivos llegan en muchos casos en el invierno. Mañana, día de Santo Tomás, el Arenal de Bilbao acogerá el Campeonato de Bizkaia de primera categoría y ahí estará Hodei gracias al puesto que se ganó el año pasado como campeón de segunda. En total serán siete los aizkolaris que se medirán en este torneo, pero Hodei no será el único Ezpeleta. Allí estará también su padre, 'Bihurri', «ahora le toca al aita sudar la gota gorda», bromea el hijo.

Según recuerdan no hay precedentes de la coincidencia de padre e hijo en una final de primera en el territorio vecino. Sin embargo hay otros cinco aizkolaris más que pondrán las cosas difíciles a los eibarreses. El más joven de los dos llega a la cita sin presión después de haber cubierto su objetivo de la temporada con el título vasco juvenil. «En esta prueba soy el novato y llego con los objetivos cumplidos. Por eso voy sin presión y a disfrutar, a subir encima del tronco y llegar hasta donde pueda».

No habrá pegas por la climatología porque cada extremo tiene sus trucos. «Con frío hace falta calentar mejor para no sufrir después con la respiración». Ahí arrancará una prueba con apuestas abiertas, ¿ganará el hijo o el padre aún sigue siendo un hueso duro?

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos