Por octubre la sidra pide fiesta

Ambiente. La plaza de Unzaga se llena cada año en una jornada seguida sobre todo por mucha gente joven.
/FÉLIX MORQUECHO
Ambiente. La plaza de Unzaga se llena cada año en una jornada seguida sobre todo por mucha gente joven. / FÉLIX MORQUECHO

La plaza de Unzaga acogerá este sábado el Sagardo Eguna, una celebración que alcanza este año su edición número 24

FÉLIX MORQUECHO EIBAR.

El calendario luce ya la hoja de octubre y con su primer sábado llega el momento de atarse el pañuelo al cuello para disfrutar de un día de fiesta en torno a la sidra. Eta Kitto Euskara Elkartea organiza una nueva edición de Sagardo Eguna, una cita que cumplirá este año su edición número 24. Habrá ocasión de probar la sidra de diferentes productores pero más allá de eso la plaza de Unzaga se llenará nuevamente de ambiente con gente de todas las edades.

Sagardo Eguna mantendrá el formato de los últimos años con una fiesta que se celebrará por la mañana y por la tarde. Al igual que en la pasada edición, la actividad se concentrará en la plaza del Ayuntamiento donde se situarán los trece puestos de sidra correspondientes a otros tantos productores. Todos ellos están agrupados bajo el sello Gorenak que busca ofrecer un estándar de calidad en el producto.

Sidrerías
Alorrenea, Altzueta, Begiristain, Egi-Luze, Barkaiztegi, Gartziategi, Gaztañaga, Gurutzeta, Isastegi, Olaizola, Sarasola, Zapiain y Zelaia.
Cuándo
Sábado día 7 de 12.00 a 14.30 y de 19.00 hasta acabar.
Dónde
Plaza de Unzaga.
Precio
6 euros por el vaso que da derecho a probar la sidra, un pincho y un pañuelo de fiestas.

La forma de participar en la fiesta seguirá la mecánica de los años anteriores. Se podrá comprar el tique por seis euros que da derecho al vaso, el pañuelo festivo y un pincho. Además, una vez que se tiene el vaso se podrá degustar la sidra de trece sidrerías distintas. El horario de la fiesta por la mañana será de 12.00 a 14.30 y por la tarde se comenzará a las 19.00 horas hasta agotar existencias. Las cifras son similares a las de los últimos años, con unas 2.340 botellas de sidra que llegarán a Eibar para el sábado. A ellas se suman unos 200 kilos de chorizo y 15 kilos de queso para los pinchos.

Sin embargo la fiesta no se limita a quienes quieran beber sidra ya que habrá también alicientes añadidos, sobre todo en el horario de la mañana. El año pasado se estrenó en Eibar la 'kirikoketa', una modalidad de machacar las manzanas que viene del valle navarro de Baztan. Entonces se pudo ver cómo se procede con este sistema y volverá a estar presente en esta edición.

El hecho de que una bebida con contenido alcohólico centre la fiesta no evita que haya actividades dirigidas a los más pequeños. La novedad de este año será un juego de mesa gigante, similar al juego de la oca. Además, también habrá una muestra con vocabulario relacionado con la elaboración de la sidra en unos paneles aportados por el museo de la sidra vasca Sagardo Etxea.

Nuevamente la colaboración voluntaria será el músculo que moverá esta fiesta. No en vano se requiere de unas 60 personas que el sábado se ocuparán de las diferentes labores que se requieren desde la organización. Preparar pinchos, servir la sidra o vender los tiques son algunos de los trabajos necesarios para que el resto de la ciudadanía disfrute de la fiesta.

Las demostraciones de la mañana servirán también para que quien quiera pueda probar ese primer zumo de la manzana sin fermentar. El ambiente festivo en el que discurre la jornada año tras año se acompañará también de la participación del alumnado de Marisol Arrillaga con la trikitixa. También habrá ocasión de escuchar la txalaparta en una jornada que en los últimos años ha crecido hasta afincarse durante todo el día.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos