El libro de José María del Palacio sobre las secuelas de las guerras se presenta hoy

A.E. EIBAR.

El libro de José María del Palacio Alonso 'Secuelas de nuestras guerras y derrotas: de la República a la modélica Democracia', se presenta hoy en Portalea, a las 19.00 horas contándose con la intervención al inicio del acto de Asier Ecenarro. Del Palacio Alonso, natural de Aretxabaleta, es técnico jubilado de las cooperativas de Mondragón. Es hijo de emigrantes forzosos y residió en Arrasate. En esta publicación comenta que «trata de ofrecer enseñanzas y claves que pueden ayudarnos a comprender esta crisis estructural que compartimos, y también, por qué no, a recuperar el norte, la confianza y la soberanía perdidos». Su publicación es una obra que recorre todo el siglo XX, y ha llevado al autor ocho años de entrevistas e investigación. Con él, prosigue la investigación histórica que inició en 'Matando sueños, Sembrando miedos. Morales de Toro, 1936...', libro que publicó en 2009 junto a Cándido Ruiz González.

En el caso de 'Secuelas de Nuestras Guerras' está vertebrada alrededor de la biografía de sus progenitores -represaliados políticos-, con la incorporación también de otras 23 personas o familias que con ellos sufrieron la Guerra, la Dictadura, la Transición. «Es por ello una memoria del pueblo llano vinculado a los vencidos, describiendo el proceso histórico que -entiende- ha contribuido decisivamente a conformar la actual Monarquía», señala Del Palacio. La obra se culmina con un epílogo en el que ofrece la intrahistoria de lo narrado y sugiere propuestas de salida a la crisis estructural que sufre España.

«Impunidad y olvido»

Según Del Palacio, «esta peripecia vital de los vencidos -y sus descendientes- y el largo proceso de elaboración, de entrevistas y documentación en archivos desde 2009 a 2017, me han permitido identificar claves de nuestra personalidad social y de la actual Democracia. Es una intrahistoria a la que dedico un epílogo de titulo 'Lo que nuestra historia me ha enseñado'. Es, como pueden apreciar, unas memorias con las que busco recuperar», decía el autor.

Finalmente , aprecia Del Palacio que «esta política de olvido e impunidad, ha hecho que no tengamos una historia, ni una identidad compartida entre las comunidades del Estado. Tras cuatro décadas de democracia seguimos ostentando el dudoso honor de ser el segundo país del mundo con más desaparecidos sin investigar».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos