El Katu Kale agotará sus opciones para ascender a Segunda Provincial

El Katu Kale no renuncia a ascender y va a darlo todo en las fases que tiene que salvar para ascender a Segunda Provincial.
/MORQUECHO
El Katu Kale no renuncia a ascender y va a darlo todo en las fases que tiene que salvar para ascender a Segunda Provincial. / MORQUECHO

Juega mañana en Ipurua ante el Take Coach de Tolosa la previa para meterse en la fase definitiva

DV EIBAR.

El Katu Kale, que aspira a subir a Segunda Provincial, quedó cuarto en la primera fase del grupo de ascenso y deberá jugar mañana sábado en Ipurua (a las 18.15 horas) una previa para poder disputar una segunda definitiva que se disputará la semana que viene en Donostia. El rival de mañana es el Take Coach de Tolosa. Los armeros vienen entrenando con ganas, con la ilusión de alcanzar un objetivo que persigue en las últimas campañas, el año pasado se quedó a las puertas del ascenso. El Katu Kale cuenta con las dudas de Sergio que arrastra un esguince y que hasta el entrenamiento de hoy no se sabrá si será de la partida. Otra de las dudas es Anderson por temas de trabajo. Los eibarreses saben con quién se enfrentan, ya que el cuadro tolosarra fue un rival en la primera fase de la liga regular y, aunque ganó los dos encuentros, no fue hasta el último cuarto en ambos partidos donde se resolvieron los choques para el Katu Kale. El Katu Kale espera meterse en la fase definitiva, no quiere concesiones.

Satisfacción con la cantera

Por otro lado, la cantera del Eibar Saskibaloia, en este caso el equipo infantil jugaba en Ipurua ante el Ama Guadalupekoa de Hondarribia

para caer por tres puntos. Este choque fue el último, pero los técnicos del club están satisfechos del progreso demostrado por este conjunto mixto. El dato es que el cuadro de Hondarribia había ganado al armero en la primera vuelta por treinta puntos de margen. La pena es que concluya la temporada porque, en este momento, el avance que vive este equipo es elocuente. El parón puede suponer un pequeño freno, pero los técnicos seguirán trabajando con un grupo de jugadores que es el primer año que compiten.

El otro equipo base, el alevín, también jugaba en Donostia su partido ante el Askatuak Ikastola. Regresó con la victoria, le queda un partido ante el GBC Mutilak. Si ganara el equipo armero quedaría primero de grupo, algo que supone un mérito digno de destacar en su primer año de competición. Desde el club hay total satisfacción con la evolución formativa de la cantera.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos