Conflictos en plena adolescencia

Ander Iruretagoiena, Mireia Gabilondo y Haritz Morrás, actores de 'Muxua'y 'Un beso'./
Ander Iruretagoiena, Mireia Gabilondo y Haritz Morrás, actores de 'Muxua'y 'Un beso'.

La compañía Tanttaka ofrece este jueves dos pases distintos de la obra 'Un beso'

FÉLIX MORQUECHOEIBAR.

No es habitual que una misma obra de teatro se programe en un mismo día por la mañana y por la tarde. Es lo que ocurre con 'Muxua' y 'Un beso', una propuesta de la compañía guipuzcoana Tanttaka que llega este jueves al Teatro Coliseo. Los dos pases se dirigen a dos públicos distintos pero el contenido de la obra es el mismo, una mirada sobre una historia de amor adolescente, la que podría darse en cualquier aula de instituto.

La obra llega a Eibar con la colaboración de la asociación de gays, lesbianas, transexuales y bisexuales del País Vasco Gehitu, y su programación tiene dos ramas. Por una parte se dirige al alumnado de secundaria al que se reserva la función de la mañana. Por otra, está abierta al público general para ver una obra que supone una adaptación de 'Un bacio', del italiano Iván Cotroneo.

Obras
'Muxua' y 'Un beso'.
Intérpretes
Ander Iruretagoiena, Mireia Gabilondo y Haritz Morrás.
Texto
Iván Cotroneo.
Dirección
Fernando Bernués.
Cuándo
Mañana, versión en euskera a las 12.00 para alumnado de educación secundaria y en castellano a las 20.30 para el público general.
Dónde
Teatro Coliseo.

Temas como la violencia de género, la identidad sexual, el acoso escolar, la homofobia y los problemas familiares aparecen en esta obra que está inspirada en unos sucesos reales. Hace casi dos décadas un adolescente en Estados Unidos disparó a un compañero por sentir que este se le insinuaba.

La obra no tiene una orientación pedagógica y su director, Fernando Bernués, señalaba en la presentación de la obra en Donostia que «no busca la corrección sino la osadía, cuestiones como la identidad sexual, la homofobia y el bullying, pero también la ineficacia de la escuela para crear personas con un digno nivel de aceptación y normalización frente a las opciones sexuales. También trata otros temas que están todos los días en los medios de comunicación como la violencia de género o los malos tratos a los hijos».

Mireia Gabilondo interpreta a una profesora que se topa con Lorenzo un joven de quince años que llega desde el orfanato a una familia de acogida en una pequeña ciudad de provincias italiana. Allí se enamora de Antonio, un joven que tiene dificultades para expresar lo que siente y no sabe cómo reaccionar ante el afecto de Lorenzo. La profesora pretende dar a sus alumnos el coraje del que ella carece. Con estos protagonistas se teje una historia que por momentos va de un relato de amor, al odio o a la violencia.

No hay héroes

La adaptación realizada por Tanttaka cruza los recuerdos de los protagonistas, ya que en la versión original el autor escribió un monólogo por cada uno de los implicados. «El relato tiene muchísima fuerza y aborda situaciones que nos salpican día a día desde una honestidad vital y emocional, por lo que creímos que era un material magnífico para adaptar a escena. Es una obra donde no hay héroes, contada con una simpleza muy humana, pero desde la sensibilidad y la poética», apunta el director.

La obra llega a Eibar después de un intenso recorrido que llevó a la compañía hasta América, para ofrecer funciones en Montevideo y Buenos Aires. Las entradas para la función de mañana por la tarde están a la venta a 8 euros. Taquilla abierta una hora antes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos