Atentos al disfraz... y al tiempo

Animación. Los escolares apuran ya las horas para un desfile que se celebra el jueves a partir de las 15.15./FÉLIX MORQUECHO
Animación. Los escolares apuran ya las horas para un desfile que se celebra el jueves a partir de las 15.15. / FÉLIX MORQUECHO

El programa de carnaval refuerza las actividades con más éxito de las ediciones anteriores en una fiesta pendiente de la climatología

FÉLIX MORQUECHOEIBAR.

Todavía alguno se sorprendería el fin de semana pasado al toparse con la comparsa de koko-dantzak, pero es que las fiestas de carnaval ya están aquí. Por si los coloridos escaparates de los comercios no hubieran dado bastantes pistas, el calendario nos coloca a dos días del Jueves Gordo. Es la jornada en la que los escolares viven un día diferente y salen a la calle a celebrarlo. Todos los carnavaleros están ya pendientes de sus ropas y complementos, pero no es lo único que les preocupa. Las previsiones hablan de frío y cotas de nieve que bajan para los próximos días. Sin embargo se aprecia mejoría para el jueves. ¿Será que el carnaval hará subir la temperatura?

Con la esperanza de que el mal tiempo no agüe la fiesta el Ayuntamiento de Eibar ha confeccionado un programa que sigue la línea de los últimos años, en los que la jornada del sábado ha adquirido gran popularidad. El exitoso desfile de cuadrillas se mantiene a mediodía y habrá música en la calle para animar a todo tipo de personajes.

En cuanto a desfiles, los escolares serán los primeros en tomar parte en su habitual pasacalles de Jueves Gordo. En esta edición hay algún cambio en orden y horarios. A las 15.15 horas está previsto el arranque desde Unzaga con el alumnado de la ikastola procedente de Argatxa, Sansaburu, Iturburu y Mogel Isasi. Les seguirán los de Aspace, novedad en esta edición, que se suman a vivir el carnaval en la calle. Después vendrá el colegio Amaña y cerrará el desfile La Salle Isasi. Todos ellos completarán un recorrido por Calbetón, Bidebarrieta, giro hacia Julián Etxeberria y Toribio Etxebarria.

El Jueves Gordo se anunciará también en Urkizu con un pasacalles de los trikitilaris Jainaga y Narbaiza desde ese parque hasta Unzaga. En la carpa situada ante el Ayuntamiento otros músicos de Eibar, Lisker, serán los que animen una verbena dirigida a los más jóvenes. La misma carpa acogerá unos talleres de maquillaje y caretas a cargo de Astixa, que en esta edición llega en clave étnica.

Desfile de cuadrillas

Tras una jornada dedicada a los niños, el Viernes Flaco será el día de los Caldereros, una cita a la que los dantzaris del grupo Kezka llegan cargados de fuerza para entonar sus alegres canciones. No faltarán tampoco este año colectivos como Eta kitto! Euskara Elkartea, Txolarte, la fanfarre Ustekabe, los trikitilaris de la Escuela de Música Juan Bautista Gisasola, Lagun Taldea, el coro Untzaga, Kaleetan Kantuz y Jainaga Trikitixa Eskola.

Pero aparte de los colectivos que aseguran su participación, la fiesta está abierta a todos los pequeños y mayores que quieran acudir ataviados con el disfraz de calderero. Todos juntos harán el recorrido de Urkizu a Unzaga, donde interpretarán canciones y bailes propios de esta fiesta. Seguidamente se leerá el pregón de las fiestas de carnaval, que en esta edición correrá a cargo de Eta Kitto! Euskara Elkartea, asociación que cumple 25 de andadura en la promoción del euskera en Eibar. Ya por la noche, los éxitos del pop y del rock de décadas pasadas tomarán la carpa de Unzaga en el concierto del grupo Eirband.

Los horarios laborales marcan la celebración de las fiestas y el carnaval no es una excepción. Muchos recuerdan el ambiente de años atrás el Martes de Carnaval, pero la realidad actual ha situado el sábado como la jornada de mayor participación. Con el comienzo del fin de semana familias y cuadrillas de todas las edades se han animado en los últimos años a vivir el carnaval de día y por eso es frecuente encontrarse las calles llenas de gente disfrazada desde el mediodía.

Aprovechando esa situación el año pasado se puso en marcha un desfile que premiaba el trabajo de los grupos. Una decena de cuadrillas, muchas de ellas formadas por adultos y niños, tomaron parte en la pasada edición y por eso se repetirá este año. Ya hay algunas inscritas y el plazo se cierra este jueves a las 14.00 horas en Pegora o a través de www.eibar.eus. Deben ser grupos a partir de diez integrantes, con edad y disfraz libre. La fanfarre Ustekabe animará el pasacalles con apoyo de megafonía, para que la música llegue a todos los participantes. Saldrán a las 12.30 desde Unzaga para llegar a Urkizu y regresar por Arragüeta y Toribio Etxebarria. El jurado valorará el tema y la confección de los disfraces pero también la animación y los artilugios que puedan llevar. La cuadrilla ganadora se llevará unas entradas para una obra de las Jornadas de Teatro de Eibar. La jornada del sábado contará además con música en la calle a cargo de Rockalean y Brass Band, y una verbena infantil por la tarde y para mayores por la noche con Alaiki. La carpa de Unzaga contará con la colaboración de la comisión de fiestas de San Cristóbal que ha organizado una cata de vinos y pinchos de chorizo a las 12.00 del mediodía.

Entierro con teatro

La explosión de fiesta del fin de semana se prolongará hasta el martes con algunas actividades llamadas a estirar el carnaval. La Banda de txistularis Usartza celebrará su tradicional pasacalles el domingo por la mañana, y en esa tarde la plaza de Unzaga acogerá un concurso de playback para escolares de quinto y sexto de Primaria. DJ Arno será el encargado de poner a bailar a participantes y público.

El entierro de la sardina llegará el martes en versión 'txiki', con la participación del grupo de teatro Hortzmuga, que ya sorprendió el año pasado a los asistentes. Regresan en una jornada que también incluye juegos infantiles y discoteca.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos