Diario Vasco

La oposición pide «transformar» Eibar

Los concejales de EH Bildu Abanzabalegi, Errasti y Cristobal, en el ayuntamiento.
Los concejales de EH Bildu Abanzabalegi, Errasti y Cristobal, en el ayuntamiento. / FÉLIX MORQUECHO
  • EAJ-PNV y EH Bildu presentan enmiendas dirigidas a lograr la reactivación económica y urbanística

  • Se centran en áreas como la promoción económica, el urbanismo, la cultura y la mejora de la accesibilidad

Los grupos municipales de EAJ-PNV y EH Bildu presentaron durante el día de ayer sus enmiendas al presupuesto municipal que obligarán al PSE a tener que incrementar y reajustar el gasto en cantidades importantes si quiere contar siquiera con la abstención de ambos grupos. Sus solicitudes se centran principalmente en lograr la recuperación del empleo y la economía, así como el impulso a proyectos de urbanismo, accesibilidad y estacionamiento, junto con otras peticiones centradas en el ámbito de la cultura y en el desarrollo del Plan Estratégico. Ambos grupos, pese a su distancia ideológica, coincidían en dos palabras: «transformar y regenerar» Eibar por la vía de la utilización del presupuesto municipal.

Desde las filas jeltzales se presentaron hasta un total de 82 enmiendas, 30 más que en el pasado año, por importe de 5.177.108,78 euros, y 157 reajustes de gasto al borrador del presupuesto presentado, por importe de 3.860.979,20 euros. Junto a ello, el PNV propuso la incorporación de 33 partidas de ingresos no contemplados, por valor de 1.316.129,58 euros, así como otras 11 propuestas de acuerdo sin cargo financiero.

82 enmiendas del PNV

Las enmiendas del PNV están centradas, principalmente, en lograr el desarrollo económico y la generación de más y mejor empleo, con um importe de 597.500 euros; la regeneración urbana, 1.008.502; la mejora de la accesibilidad, 1.405.306,78; movilidad y aparcamientos: 809.000; inversión cultural: 911.500; servicios: 282.000; fiestas en barrios rurales, 2.300 euros, mientras que otras partidas suponen un gasto de 134.000 euros.

El presidente de la Junta Municipal del PNV, Eduardo Zubiaurre, incide en que «el ayuntamiento tiene capacidad de inversión y proponemos dar inicio a la transformación de la ciudad. Desde otros ayuntamientos se quedan sorprendidos de nuesta capacidad financiera, que al final se queda en tener un gran remanente de tesorería, sin invertir todos los años en las necesidades verdaderas de la ciudad». Zubiaurre discrepa de la elaboración presupuestaria socialista, «basada en no presupuestar más de lo necesario dejando muchos barrios degradados, cuando existían posibilidades económicas, con un remanente excesivo y un bajísimo nivel de endeudamiento».

El portavoz del grupo, Josu Mendicute, por su parte, dice que «recortar en promoción económica es una línea roja que no vamos a aceptar» y juzga como prioritario «convertir el presupuesto continuísta que nos ha presentado el PSOE, carente de ambición, en uno actualizado, realista e ilusionante».

Los jeltzales muestran como base de acción principal su apuesta «por la regeneración urbana y la reactivación económica». De esta manera, el grupo asegura contar «con un proyecto para Eibar en donde la distancia con la improvisación socialista es de más de 5 millones de euros». Por eso exige al equipo de gobierno socialista que «prosiga en la senda marcada por EAJ-PNV en 2016 para la generación de más y mejor empleo. El gobierno municipal debe ponerse las pilas para evitar la cronificación de personas paradas de larga duración y frenar el éxodo de talento».

El PNV se plantea «corregir un presupuesto irreal que no refleja el estado financiero del ayuntamiento». De esta manera, «frente a la generación premeditada de remanente de tesorería», propone invertir 600.000 euros para acciones directas y cuatro millones de inversiones que inciden en la reactivación económica».

Eso sí, los jeltzales muestran voluntad negociadora «porque estamos dispuestos a dejarnos pelos en la gatera, para lo que tenemos la mano tendida para dar estabilidad a la institución».

Enmienda a la totalidad

EH Bildu también ofreció ayer, media hora antes que EAJ-PNV, su relación de enmiendas, donde se incluye una a la totalidad, al considerar que «el borrador tiene grandes errores que deben ser subsanados. Tras estudiar este documento y la liquidación del presupuesto de 2016, podemos afirmar que en muchas partidas de gastos apenas se hace una revisión profunda y en lugar de reflejar lo gastado el pasado año, se vuelve a reflejar lo presupuestado en 2016». Así, citan los gastos de partidas de carburantes o de consumo eléctrico del alumbrado público, que no se han gastado en su totalidad, pero, sin embargo, se sigue reflejando un gasto similar.

Asimismo, vuelven a exigir «la reducción en la partida de dietas y asignaciones por concejal y por partido, «ya que las consideramos excesivas, con lo que exigimos minorar las dietas de 313 euros a 60, con lo que ahorraríamos 130.000 en este concepto». Además, solicitan que los concejales liberados renuncien a las dietas municipales que vienen cobrando, «en un gesto ético para con la ciudadanía». También piden reducir las liberaciones en una persona y que la asignación que se realiza a los partidos políticos sea menor. «En concepto de sueldos, dietas, liberaciones y asignaciones proponemos un ahorro total de 290.000 euros. Cabe recordar que se reflejan 855.000 en el presupuesto para 21 personas; y por comparar, son 366.137 euros los que se destinarán para las necesidades en Ayudas de Emergencia Social de más de 400 familias. En esta materia nos vamos a mantener firmes después de haberlo solicitado en los seis últimos años».

Modelo de ciudad

Las enmiendas de EH Bildu suman un total de 29 parciales al borrador del presupuesto del PSE, con un coste total de 2.383.000 euros, de los cuales 1.120.000 serían para nuevas inversiones. «Además, consideramos que si bien varias enmiendas no tienen un coste estimado alto, sí que ayudan a impregnar el presupuesto de la filosofía de izquierdas de EH Bildu». Estas últimas se centran en un nuevo modelo de ciudad, con proyectos de accesibilidad y de obras, con lo que se proponen siete enmiendas en este bloque, que suponen una inversión total de 1.230.000 euros.

En el capítulo llamado 'Construido desde la izquierda' se proponen tres enmiendas que suponen una inversión total de 44.000 euros, con la instalación de autocompostadoras en centros escolares y residencias, o líneas de ayudas para el pago de alquileres de pymes y autónomos, junto a la iniciativa 'Ekolapiko', con la finalidad de introducir una alimentación sana y equilibrada en los comedores escolares mediante la elaboración de menús a base de alimentos ecológicos, locales y de temporada.

En el apartado 'Municipio euskaldun y culturalmente diverso', EH Bildu plantea cinco enmiendas que suponen una inversión total de 98.000 euros, con becas para la creación cultural, servicio gratuito a Arrate o ampliar la subvención a Ikasten o locales para asociaciones.

Otro capítulo que introducen como enmienda es el de 'Ciudad Participativa', con proyectos que supondrían una inversión de 345.000 euros, mientras que en el apartado de 'Cohesión social' suman otras cinco que suponen una inversión total de 666.000 euros, para finalizar con unas peticiones, sin partida, para su negociación con el equipo de gobierno socialista.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate