Diario Vasco
El eibarrés Aitor Echániz dirige el proyecto desde Stuttgart.
El eibarrés Aitor Echániz dirige el proyecto desde Stuttgart.

Aitor Echániz (Promotor de Flatsandmore): «Alquilar un apartamento es una opción más acogedora, nos gusta esa forma de viajar»

  • En un mundo que diluye algunas fronteras, un eibarrés co-dirige desde Alemania un proyecto de alquiler de apartamentos turísticos

El verano asoma ya en el calendario y es tiempo de hacer planes para las vacaciones. La tecnología ofrece hoy en día posibilidades impensables hasta hace unos años, y una de ellas es el alquiler de viviendas vacacionales. 'Flatsandmore' es el nombre de una de esas plataformas y detrás de ella se encuentra un eibarrés, Aitor Echániz (Eibar, 1977). En 1999 llegó a Alemania para cursar el ciclo superior de Ingeniería Industrial en la rama Mecánica. «Vine para unos pocos años pero se prolongaron hasta ahora» recuerda. Los días de estudiante se alargaron pero confiesa que «fueron bien invertidos, tanto en estudios como en el ocio».

-¿Y finalmente se afincó en Alemania?

-Eso es. Durante los estudios hice intercambios que me permitieron ir a Argentina y a Malta, pero por lo demás me he afincado en Stuttgart.

-Trabajando.

-Sí, trabajo en Bosch aunque el sector en el que estoy no tiene que ver con las lavadoras. Estamos en la central de I+D, en un nuevo centro que ha inaugurado Angela Merkel hace poco y que han llamado el Silicon Valley europeo.

-Dedicado a la ingeniería, ¿cómo surge la idea de hacer algo diferente?

-Ocurre que te encuentras con gente y empiezas a lanzar ideas, a preguntarte qué se puede hacer aparte del trabajo. Una idea que cuajó fue invertir en apartamentos turísticos en Budapest. Así nos metimos en el tema del alquiler de apartamentos turísticos, ese fue el germen de este proyecto. Vimos como se mueve este mundillo, las plataformas que hay, cómo operan, los puntos fuertes y las debilidades. A eso se suma la experiencia que hemos tenido viajando desde el centro de Europa, tanto a hoteles como a apartamentos.

-Y prefieren los apartamentos.

-Es una opción más acogedora, nos gusta esa forma de viajar y por eso pensamos en montar esta plataforma y presentar a los viajeros una oferta amplia a la hora de viajar.

-Una cosa es la idea y otra llevarlo a la práctica.

-Hay mucho trabajo de desarrollo por detrás. Desde comienzos del 2013 mi socio Manuel Grimaldi (un jerezano que en este periodo se ha trasladado de Alemania a Vitoria) y yo empezamos a desarrollar qué era lo que queríamos. Al principio nos lo tomamos como un hobby. La idea se generó en Alemania pero él volvió a Vitoria y eso nos ha permitido trabajar con empresas españolas. Tuvimos una fase de captación de propietarios para no salir de vacío y desde finales de 2015 ya tenemos la posibilidad de realizar reservas a través de la plataforma en internet, en la web 'flatsandmore.com'.

-Supongo que localizar viviendas de este tipo será un trabajo muy minucioso.

-Sí, otra eibarresa, Eva Ortega, puede dar cuenta de ello. Es un trabajo duro porque queremos hacer una selección y buscar unos propietarios que cumplan unos requisitos a la medida del producto que queremos ofrecer a los viajeros.

-Hay competencia muy fuerte en este terreno.

-Nosotros no vamos con un presupuesto como el que pueden tener marcas fuertes de la competencia. Airbnb por ejemplo empezó en 2008, pero hasta estos dos últimos años no han sido tan conocidos. Nosotros queremos tener unos diferenciadores con respecto a la competencia. No podemos pretender abarcar todo el mundo y nuestra intención es buscar ciertos nichos de mercado que nos faciliten el trabajo, los gastos y la posibilidad de ofrecer un buen producto en cuanto a la localización y a la experiencia de los viajeros. Además, estamos trabajando en unos servicios complementarios de infraestructura. Ofrecer algo diferente, que sea práctico e integrar todo eso en la plataforma es nuestra apuesta. La base son los apartamentos y el alquiler, y ahora que tenemos una oferta un poco amplia es cuando queremos completar el proyecto.

-¿En qué localizaciones se están centrando?

-De momento estamos en la península ibérica, Baleares y Canarias. Nos hemos centrado en el mercado nacional.

-¿Y a quién quieren llegar?

-Somos conscientes de que tenemos un mercado potencial enorme pero eso requiere un marketing específico en Alemania, Inglaterra y otros países. Ese es el motivo por el que ahora nos centramos en viajeros españoles. Las estadísticas nos dicen que un 90% viaja dentro de la península y ese es nuestro primer objetivo.

-Ir a una vivienda de este tipo puede ser para estancias muy largas, o muy cortas... ¿hay un patrón?

-En teoría son estancias que van desde 2 o 3 días a la típica quincena. Hay casos menos comunes de gente que se va a trabajar un par de meses a otra zona y alquila un apartamento a través de este tipo de plataformas. Pero lo habitual se mueve entre 2 y 10 días.

-Con tantas ocupaciones ¿le queda tiempo de acercarse a Eibar?

-No todo lo que quiero pero intento acercarme. En enero tuve la ocasión de acudir a Fitur, pero aquello fue algo diferente, y la semana próxima sí que podré estar en Eibar.

-¿Qué se echa de menos de Eibar desde Alemania?

-Sin duda alguna la familia y la cuadrilla. Me vienen a la cabeza momentos inolvidables que compartimos juntos en el pasado, esas comidas y cenas interminables, los míticos poteos del pueblo con un ambientazo inigualable... Mi mujer, que es húngara, alucina con ese ambiente. También echo de menos andar por montes como Kalamua, Urko o Arrate. Por eso tengo ganas de volver la semana que viene y aunque sea un poco tarde ¡habrá que celebrar la permanencia del Eibar!