Diario Vasco
Una lápida antigua.
Una lápida antigua. / A.Z.

Visible el antiguo cementerio de la Parroquia de Garagartza

Durante estos días pasados se ha procedido a la limpieza del espacio verde que rodea la iglesia de Garagartza con el fin de que la zona pueda ser utilizada para actividades lúdico/educativos por parte de la Parroquia. La maleza, árboles y las altas hierbas, han escondido durante años el antiguo cementerio de Garagartza y, tras la limpieza de la zona, han aparecido restos de lápidas y viejas tumbas. Muchas personas del municipio, especialmente los más mayores, eran conocedoras de lo que en su día fue el lugar, pero otras muchas la ignoraban. Así mismo en el lugar ha aparecido semi enterrado, una antigua pared de piedra que incluye la forma de una puerta en forma de arco que no se sabe si es parte de la iglesia o parte de la entrada de lo que fue el cementerio. Indistintamente de lo que sea, lo cierto es que debajo de un montón de tierra y piedras, está escondida parte de la historia del pueblo de Mendaro y de las gentes que vivieron en ella hace más de 150 años para atrás.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate