Suscrito el convenio con la Diputación para la reforma de la piscina municipal

Colaboración. Momento de la firma de los documentos pertinentes por Jon Luqui y Denis Itxaso en la mañana de ayer. / F.J.A.

Se reducirá el tamaño y la profundidad además de que se convertirá el vaso actual en dos piscinas. La ayuda posibilita comenzar las obras para que esté disponible la próxima temporada

F.J.A. URRETXU.

El departamento foral de Cultura y Deportes ha suscrito un convenio con el consistorio urretxuarra por el cual la Diputación colaborará con 217.700 euros en la reforma de la piscina municipal.

Ésta era una necesidad acuciante ya que, como todos sabemos, se trata de una piscina olímpica que en los últimos años venía sufriendo importantes pérdidas de agua así como un deterioro importante de sus condiciones, por lo que acometer una reforma resulta absolutamente necesario o el próximo verano no podría abrir sus puertas al público.

El convenio de colaboración se suscribió en la mañana de ayer en el salón de plenos del Ayuntamiento de Urretxu entre el diputado Denis Itxaso y el alcalde de Urretxu Jon Luqui. La colaboración desde el ente foral enlaza con el departamento de Deporte y según el propio Denis Itxaso declaró ayer, en un principio surgieron reticencias ya que «se trata de un espacio relacionado más con el ámbito de esparcimiento que con el deportivo propiamente dicho». Sin embargo argumentaba que desde la Diputación entendieron que «esta reforma era necesaria para no privar a los vecinos de Urretxu y Zumarraga de la única piscina al aire libre de la que pueden disfrutar durante el verano y debido a los problemas de pérdida de agua, más de 34.000 litros este pasado verano, urgía llevar a cabo una obra que además adecuará unas instalaciones ya obsoletas y permitirá a urretxuarras y zumarragarras disfrutar de esta piscina con más comodidades».

El alcalde agradeció la aportación foral e hizo público el nombre de la empresa a la que se ha adjudicado la obra de remodelación de las piscinas municipales ubicadas en Pagoeta, se trata de Sasoia Eraikuntza y confirmó que las obras comenzarán en la segunda quincena de octubre.

Recordemos que la ayuda supone una aportación importante pero al aceptar esta subvención y tomar la decisión de ir a la renovación de las cubas y el perímetro de las instalaciones, el Ayuntamiento se compromete a aportar alrededor de 400.000 euros.

El consistorio espera que para mediados del mes de junio, coincidiendo con la etapa veraniega, se pueda abrir al público una vez finalizados los trabajos principales. Una vez clausurada la temporada de verano de 2018, se acometerán trabajos complementarios.

La reforma va a consistir en reducir el tamaño de la piscina y convertir un único vaso en dos piscinas, una para adultos -que verá reducida su distancia así como su profundidad- y al lado, se construirá una piscina de menor profundidad para el uso de los más jóvenes y en la adquisición de nueva maquinaria.

Más

Fotos

Vídeos