El bidegorri a Azkoitia, un atractivo paseo

Paseos. Hoy son más los peatones que hacen uso de esta vía verde, primera etapa Ignaciana.
Paseos. Hoy son más los peatones que hacen uso de esta vía verde, primera etapa Ignaciana. / AGUADO

Desde su puesta en marcha en 1981, se confirma como el de mayor uso social. De un mero paseo urbano de ribera pasó a enlazar ambos pueblos y sirvió como vía verde hacia otras comarcas

FCO. JAVIER AGUADO GOÑIURRETXU.

Hace 36 años que se trazó la idea de reconvertir el cajón del ferrocarril del Urola a una vía verde que pudiera ser aprovechada por la población como lugar de asueto.

En 1981 dábamos la noticia de que los municipios de Urretxu y de Zumarraga habían trazado un proyecto de recuperación del tramo de ribera del río Urola, aprovechando los espacios dejados en el casco urbano por la desaparición del ferrocarril del Urola. Han pasado muchas cosas y hoy se puede hablar de uno de los tramos más amplios y completos del territorio, tras el realizado sobre el trazado del tren del Plazaola.

En la primavera de 2004, el Consejo de Diputados daba luz verde a la red de bidegorris trazada en un ambicioso mapa a lo largo del territorio histórico. Se anunciaba la creación de un carril bici que uniría Urretxu con Azkoitia.

Fue necesario reponer y afianzar diez puentes que en su día fueron derribados para facilitar el paso de grandes vehículos por este tramo sinuoso y estrecho de carretera.

La idea se vio fortalecida al verse unida a la necesidad de tirar una tubería de conexión y trasvase de aguas entre las presas de Ibai Eder en Azkoitia y Barrendiola en Legazpi. La tubería en cuestión instalada y en estado de perfecto rendimiento, discurre siguiendo el tramo del cajón del ferrocarril por puentes y túneles. Lo hicieron posible los ayuntamientos de Azkoitia, Urretxu y Zumarraga, con la firma de un convenio de colaboración con el Departamento para el desarrollo sostenible de Diputación.

El itinerario del Urola fue incluido en el Plan de la Red de Vías Ciclistas de Gipuzkoa, con un trazado apoyado en la plataforma del extinto ferrocarril del Urola, que hoy tiene un elevado potencial para el ciclismo recreativo y el paseo en vías verdes. El proyecto finalmente se llevó a cabo con motivo de las obras de conexión de los sistemas Ibai Eder y Barrendiola, promovidas por la Dirección General de Obras Hidráulicas del Departamento para el Desarrollo Sostenible.

Suma de esfuerzos

Para hacer frente al sobre coste que supuso dicha reconstrucción la Dirección General de Medio Ambiente del mismo Departamento realizó transferencias de crédito a la Dirección General de Obras Hidráulicas por un total de 700.373,77 euros. Dichas obras supusieron igualmente el acondicionamiento del firme mediante todo uno compactado y la realización de elementos de drenaje transversal en los puntos en los que resultó más necesario. Los ayuntamientos de Azkoitia, Urretxu y Zumarraga se comprometieron a la obtención de las autorizaciones y de la disponibilidad de los terrenos, bienes y derechos necesarios para la ejecución de las obras contenidas en el citado proyecto. Dichos ayuntamientos se comprometieron a hacerse cargo del mantenimiento del nuevo tramo de vía ciclista-peatonal.

El tramo, que ya se ha convertido en una referencia obligada para los amantes del senderismo y de los cicloturistas, se vio mejorado en su día al haberse dado finalmente la luz en los tramos de túnel existentes. El suministro de luz es activado por el sistema de célula de detección de movimiento. Tras un par de segundos de detectar el paso de una persona se encienden las luces por un tiempo prudencial que permita el paso de peatón o del ciclista.

Ocio y naturaleza

Más recientemente, el recorrido ha ido sumando adeptos, amantes de paseos tranquilos a pie y/o en bicicleta. Por sus recorrido discurre igualmente la primera etapa de la ruta ignaciana por la que ya discurren los peregrinos entre Loiola y Urretxu y Zumarraga.

Por último, resaltar que el recorrido atraviesa suelos ricos en información de interés geológico con lavas almohadilladas, lugares de interés en fauna y flora, pero sobre todo de gran riqueza paisajística.

Cada vez son mas las personas que llegan para disfrutar del paseo, en lo que ayudan las comunicaciones del ferrocarril de Renfe y la red de autobuses de la comarca. Dos son los tramos recomendados: entre Urretxu y Zumarraga y Aizpurutxo, y caminando desde Urretxu y Zumarraga hasta Azkoitia. En ambos casos se puede plantear perfectamente el regreso a pie, pero existe la posibilidad de hacer uso del autobús.

Fotos

Vídeos