Minuto de silencio en la salida en recuerdo de Jon Murguzur y José Ramón Petreñas

Con el futuro en el aire, la Arrasate-Oñati celebrará el sábado su 34 edición, y lo hará con un recuerdo a dos incondicionales de la carrera. «2017 ha sido un año triste, porque dos personas que estaban muy ligadas a esta prueba han fallecido: el oñatiarra Jon Murguzur, corredor habitual, y el arrasaterra José Ramón Petrenas, juez de la prueba. Los dos hubieran estado seguro en la línea de salida si siguieran entre nosotros, y en su recuerdo se guardará un minuto de silencio al inicio de la carrera» explicó Osinaga.

Por lo demás, la prueba seguirá el guión de los últimos años, primero (a las 17.00 horas) saldrán los 'rollers' desde Garibai Etorbidea, y cinco minutos después los corredores. Los tres primeros kilómetros, hasta Ekilore, serán por carretera, y luego el trazado realizará por el bidegorri. En total, se completarán 12,5 kilómetros. La inscripción (12 euros) podrá realizarse hasta el viernes por internet (herrikrosa.eus) o en Loramendi Kirolak. «La inscripción va bastante floja, a lo mejor por el efecto del puente, y por eso animamos a la gente a apuntarse, a disfrutar de una fiesta deportiva, en la que el tiempo nos va a acompañar», concluyeron. Entre los inscritos que podrían batallar por una victoria que podría ser la última, destacaron a los alaveses Mark Hurtado y Kike Sebastián.

Fotos

Vídeos