Lienzos de arte urbano en casetas eléctricas

En faena. Rematando la mariposa./
En faena. Rematando la mariposa.

Eva Mena ha transformado los antiestéticos elementos del entorno de Natur Eskola y 'Baratze Parkea'. La reconocida artista bilbaína ha pintado grafitis murales en Irlanda, Reino Unido, Francia, Noruega, Egipto, Marruecos, China, Brasil o Palestina

MARIAN GONZALEZOÑATI.

Embellecer, dar color y significado a muros o elementos urbanos sin vida, sin personalidad, que pasan inadvertidos, o lo que es peor, afean el entorno. Esa es una de las facetas profesionales de la grafitera Eva Mena, también conocida con el seudónimo Den, que ha dejado su estampa en tres antiestéticas casetas de electricidad, que ahora se integran armónicamente y reclaman su protagonismo como lienzos de arte urbano, en el entorno de Natur Eskola y el parque de huertas de San Martín.

El Ayuntamiento solicitó los servicios de esta reconocida muralista para contribuir a crear espacios más agradables con pinceladas que hablasen del enclave, lo presentaran, y las obras ya están terminadas.

En Natur Eskola se ha optado por dos especies de animales en vías de extinción que Oñati sigue preservando: la mariposa 'w blanca' y el buitre. Mientras que en San Martín, la cara de un saludable niño, comparte protagonismo con coloristas productos de la huerta y flores.

El presupuesto ha ascendido a 5.000 euros y hace que Oñati se sume a los escenarios en los que ha dejado su impronta esta licenciada en Bellas Artes, nacida en Bilbao, aunque residente en Vitoria, reconocida internacionalmente por sus grafitis murales. Su obra se basa principalmente en el retrato realista y está presente en Irlanda, Reino Unido, Francia, Noruega, Egipto, Marruecos, China, Brasil o Palestina, donde pintó en el conocido 'Muro de la Vergüenza'.

«El pintado se ha alargado más de lo deseado -explicaba la artista tras finalizar su trabajo-. El tiempo no ha acompañado en diciembre, ha caído mucha agua y había mucha humedad, así que he tenido que estar mirando las previsiones meteorológicas, pero al final ya está rematado. Aproveché que el jueves estaban anunciado bueno para concluir la mariposa».

Disciplina en auge

Dar vida a muros o elementos urbanos como casetas de electricidad o depósitos de agua, es solo una parte del trabajo de la artista del colectivo alavés Extralargos, formado por creativos de diferentes campos que abarcan desde la fotografía al performance, diseño gráfico o ilustración, entre otros. Mena además de exteriores , también decora interiores y pinta cuadros. Fue artista becada residente de Bilboarte, y ahora cuenta con clientes como Nestlé o Iberdrola, entre otros.

En Oñati ha practicado el muralismo, una disciplina en auge que se diferencia del grafiti en que lleva un estudio previo. «Se analiza la pared o el soporte y el entorno, y se hacen varias propuestas. En este caso en Natur Eskola, por ejemplo barajamos también una rana o txantxiku, en vez de un ave rapaz, pero al final se optó por la mariposa y un buitre, dos especies en extinción, que se trabaja por preservar en Oñati».

Casi todos los muralistas son licenciados en Bellas Artes y han aprendido en la calle, haciendo grafitis. Ese es el caso también de Mena. En realidad, el mural es según los especialistas una evolución del grafiti. Las firmas fueron transformándose en composiciones más complejas y después en murales. El spray es el gran factor que hizo posible esta evolución. En los murales se pueden combinar las técnicas, utilizado pintura plástica por ejemplo, mientras que en el grafiti solo se usa el aerosol.

La fachada del edificio Eltzia se convertirá también en un gran lienzo urbano este año. En este caso el diseño se configurará junto a los eltzekides, mientras que las labores de pintado las realizará una empresa especializada. Se pedirán varias propuestas y la que resulte ganadora afrontará el 'cambio de look' de cara al verano, con buen tiempo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos