Graduarse en solidaridad salva vidas

Montaje con carteles de distintas campañas que animan a donar sangre, un sencillo gesto que salva vidas.
/
Montaje con carteles de distintas campañas que animan a donar sangre, un sencillo gesto que salva vidas.

La comisión local agradece la aportación de todos los que cultivan este gesto altruista, y anima a las nuevas generaciones a sumarse a él

MARIAN GONZALEZ OÑATI.

En la facultad de Enpresagintza de Mondragon Unibertsitatea, además de másters, grados y licenciaturas, desde hace algo más de un año está la oportunidad de graduarse en otra actividad muy importante para la vida, la solidaridad. Y es que la universidad se ha convertido en la sede de las extracciones de sangre que un viernes al mes (de 17.00 a 19.00 horas) organiza la asociación oñatiarra de donantes de sangre.

La primera del 2018 será pasado mañana y, aprovechando el inicio del nuevo curso, la comisión de donantes ha querido mostrar su gratitud a todos los que con su colaboración hacen posible esta labor solidaria. Además anima a dar un paso adelante a nuevos donantes, con una llamada especial a las nuevas generaciones. Y es que la máxima de que 'el futuro está en los jóvenes' se cumple también en las donaciones de sangre. La asociación local lleva varios años advirtiendo de la necesidad de un relevo generacional. Un mensaje que coincidiendo con el nuevo curso de extracciones han decidido destacar para enganchar a más gente a esta práctica que ayuda a salvar vidas.

Calendario 2018
12 de enero, 9 de febrero, 9 de marzo, 13 de abril, 4 de mayo, 8 de junio, 13 de julio, 14 de septiembre, 5 de octubre, 9 de noviembre y 14 de diciembre. La cita mensual ( salvo en agosto) será de 17.00 a 19.00 horas en la sede de extracciones emplazada en el campus de Enpresagintza.
Objetivos
Incrementar el número de donantes para garantizar el relevo generacional e intentar que aquellos donantes que aportan una vez al año, lo hagan por lo menos en dos ocasiones. Los hombres pueden donar hasta 4 veces al año y las mujeres 3, con un intervalo mínimo de 2 meses entre donaciones.
A tener en cuenta
Con una donación de sangre se pueden salvar hasta tres vidas. La sangre ni puede fabricarse, ni puede sustituirse por otro tratamiento.

Hay cosas que cuestan muy poco y valen mucho, y donar sangre es una de ellas. Es un acto solidario con mayúsculas, «No es necesario ser un superhéroe para salvar vidas. Donar sangre es dar vida», decía el eslogan de una campaña que tuvo mucho eco. Y es importante que esa idea cale en la gente.

Adoptamos una actitud muy solidaria con determinadas causas, como la preservación del medio ambiente, la protección de los derechos humanos en recónditos lugares del mundo, etcétera, y sin embargo no le prestamos demasiada atención a la donación de sangre. Un simple gesto que puede salvar la vida de muchas personas.

En el 2018, el autobanco de la Delegación Provincial llegará en once ocasiones a la villa y la primera será el viernes por la tarde de 17.00 a 19.00 horas, en la facultad de Enpresagitza de Mondragon Unibertsitatea. Las restantes convocatorias serán: 9 de febrero, 9 de marzo, 13 de abril, 4 de mayo, 8 de junio, 13 julio, 14 de septiembre, 5 de octubre, 9 de noviembre y 14 de diciembre.

La puesta en marcha de la nueva temporada es una buena ocasión para incidir en la sensibilización. A partir de los 18 años ya se puede ser donante y, un dato para no olvidar es que una única extracción puede salvar la vida de hasta tres personas y las transfusiones de sangre salvan una media de 75 vidas diarias.

Parecen datos contundentes sobre la salud de las personas y todos podemos hacer algo para que se sigan salvando vidas diariamente. Sobre todo si tenemos en cuenta que la sangre ni puede fabricarse ni puede sustituirse por otro tratamiento, por eso es tan importante que la gente se haga donante y que los bancos de sangre de cada hospital estén siempre cubiertos.

La asociación oñatiarra se ha marcado dos retos este año. Por un lado, incrementar el número de donantes para garantizar el relevo generacional, lo que les lleva a mirar de forma especial al colectivo de los jóvenes. Y por otro, intentar que aquellos donantes que aportan una vez al año, lo hagan por lo menos en dos ocasiones. Los hombres pueden donar hasta 4 veces al año y las mujeres 3, con un intervalo mínimo de 2 meses entre donaciones.

«La donación es un acto sencillo e indoloro que apenas dura unos minutos, así que hay que quitarse los miedos. Se trata de un acto seguro que no perjudica nada», explican. Generalmente las personas que donan una vez repiten, pero todavía cuesta dar ese paso, de ahí la importancia de las campañas de sensibilización.

La cantidad que se extrae es de unos 450 cl. que es regenerada con rapidez por el cuerpo humano. Además todos los utensilios utilizados son de un solo uso, por lo que nadie puede adquirir una enfermedad por donar sangre. Tras la cita el donante recibe un pequeño refrigerio y antes de abandonar la sede de Enpresagintza el organismo está en perfectas condiciones.

De cada extracción de sangre se obtienen glóbulos rojos, plasma y plaquetas. Los glóbulos se utilizan para las personas que sufren hemorragias. En cuanto al plasma, éste se emplea en transplantes de órganos, operaciones quirúrgicas, y en quienes sufren quemaduras principalmente. Y, por último, las plaquetas son utilizadas en el tratamiento de enfermos oncológicos.

La sangre es un tejido más del cuerpo humano, pero a diferencia de en otros casos, los científicos no han logrado crear en el laboratorio las células que la componen, por lo que la donación es la única fuente con la que cuentan todas las personas que, por accidentes o enfermedades, necesitan una transfusión de sangre. Además, cuando se extrae y se conserva en los bancos de sangre, tiene un tiempo máximo de duración, por lo que siempre hay que renovar las reservas. La donación de sangre es un acto altruista para el que no hay que tener dotes excepcionales, únicamente la conciencia de que es necesaria para otros y las ganas de dedicarle apenas media hora. El viernes habrá ocasión de hacerlo en la primera extracción de 2018. Despega un nuevo año en el que poder graduarse en una solidaridad que corre por las venas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos