Diario Vasco
La primera jornada de sokamuturras se celebró únicamente en la plaza por las obras de Atzeko Kale, algo que fuentes municipales han confirmado se repetirá el lunes «porque motivos de seguridad desanconsejan un trazado con dirección única (sin escape) en Kale Barria».
La primera jornada de sokamuturras se celebró únicamente en la plaza por las obras de Atzeko Kale, algo que fuentes municipales han confirmado se repetirá el lunes «porque motivos de seguridad desanconsejan un trazado con dirección única (sin escape) en Kale Barria». / FOTOS MARIAN

De las sokamuturras al gerriko y las abarcas

  • Hoy toca disfrutar de la jornada más participativa y popular: Herri Eguna

Los Sanmigeles ya son historia, pero los Errosaixuek piden paso sin tregua. Tras las primeras sokamuturras, llega la hora de ponerse el 'soineko', el gerriko y las abarcas. Recortes, saltos y algún susto, ponían ayer emoción y ambiente a una 'descafeinada' Bixamona de San Migel. «La noche será muy potente con 'Doctor Deseo', pero el día ha quedado un poco desangelado. Se hace raro una tarde de bixamon sin toros, menos mal que el veranillo de San Miguel se está portando» comentaban varias cuadrillas.

La matinal vino marca por las sokamuturras, que debido a las obras de Atzeko Kale se limitaron a la plaza, lo que provocó las quejas de los más taurinos que pedían la apertura hacia Kale Barria, o algún recorrido alternativo.

«Lo más cómodo es decir que en la plaza y ya está, pero lo bonito de la sokamuturra es precisamente andar 'kalian-gora y kalian-behera'. Es una pena que no se hayan barajado otra posibilidades para preservar la tradición» criticaban unos. Otros lamentaban que «sabiendo lo que se cocía podían haber traído un espectáculo de recortadores para compensar». Y también hubo ocasión para rescatar una vieja reivindicación. «Para correr solo en la plaza que monten un coso portatil en Olaitturri, como se hace en Bergara y Arrasate, y así todos contentos, a los que les gusten los toros pueden ir y a los que no tienen libre la plaza para tras actividades festivas».

Así, con el recorte provocado por las obras en boca de muchos, la matinal taurina acababa sin incidentes reseñables. Algunos astados se cebaron con las vallas, pero la cosa no fue a más. El relevo festivo pasó luego a las jotas, que un año más demostraron tener un público fiel en los jardines de Lazarraga

Hoy, los errosaixuek cogen el relevo a los sanmigeles con el día más especial de las fiestas. Llueva o no, trikitilaris, baserritarras, gaiteros, sidreros y artesanos, con la colaboración de todo el pueblo, convertirán las calles en una gran feria. «Herri Eguna» es la jornada más popular y participativa y por eso el «¡Ojalá el veranillo de sanmigel continué¡» era ayer 'trending topic' del boca a boca.

Los pronósticos no son buenos, pero pase los que pase el ambiente está asegurado, así que solo queda disfrutar. Los alrededores de la Universidad serán a lo largo de la mañana una animada feria. Los baserritarras expondrán los frutos de su trabajo en el caserío, mientras que afanados cocineros y cocineras, preparan talos con jamón o txorizo en la taberna popular. Los certámenes locales de ganado lanar, frutas, hortalizas y quesos, se inaugurarán a las 10.30 de la mañana. A la misma hora, podrán visitarse ya las exposiciones de flores y plantas, la de ganado vacuno, caballar, caprino, porcino y avícola.

Los artesanos tampoco faltarán a la cita. Han conseguido hacerse un hueco en la amplia agenda de exposiciones y volverán a mostrar sus obras en el claustro de la Universidad. Una veintena de maestros en tintados, cestería, cerámica, cuero, talla, pintura sobre madera, mimbre, etcétera tendrán sus productos a la venta con el objetivo de sacar el arte a la calle y acercarlo al público.

En el exterior, puestos de productos y repostería euskaldun permitirán endulzar el paladar y completar la despensa. A pocos metros, en la plaza, cientos de personas asistirán a la degustación de sidras. Veintisiete productores procedentes de trece localidades distintas convertirán Oñati en un gran sagardotegi en el 30 aniversario de la feria sidrera, que como otros años exigirá adquirir un vaso reutilizable para poder catar los distintos jugos del txotx.

Tampoco faltará ambientación musical, a cargo de los trikitilaris y acordeonistas de Jose de Azpiazu Musika Eskola, los txistularis oñatiarras y los gaiteros de Tolosa. La comida popular en el polideportivo es otra de las citas multitudinarias del día con cuatrocientos comensales y la novedad de incorporar menú infantil.

Por la tarde, el deporte rural acapara el protagonismo. Primero habrá pruebas entre escolares,y luego un festival profesional con los aizkolaris Mugertza y Arrospide, los harrijasotzailes Izeta y Landarbide, y juegos de Iparralde con una destacada presencia femenina.

En lo musical, Elizagoien Ahizpak envolverá de trikitixas Atzeko kale, mientras Egan se despide de su estrecha relación con los oñatiarras en la plaza, y las txosnas acogen un festival con Mc Onak, Marianitos Blai y Gaitzerdi.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate