Los médicos ofrecen cursos para actuar ante un infarto o un atragantamiento

Varias personas practican con un muñeco.
Varias personas practican con un muñeco. / DV

Colaboran con el Ayuntamiento en la 'Quincena del corazón' y formarán gratis a 160 personas en técnicas de reanimación

ROSA CANCHO VITORIA.

Cuando una persona entra en parada cardiorrespiratoria cada minuto que pasa es vital para su recuperación. Cada sesenta segundos que transcurren sin recibir ayuda caen entre un 10% y un 20% sus posibilidades de sobrevivir. Si a su alrededor hay un desfibrilador o una persona que sepa realizarle unas maniobras básicas de reanimación sus posibilidades mejorarán. Eso lo saben ya muy bien los casi 500 vitorianos que se han formado en los últimos años de la mano del Colegio de Médicos de Álava y el Ayuntamiento en técnicas de resucitación cardiopulmonar o de desobstrucción de una vía aérea taponada por atragantamiento. Quien esté interesado y quiera recibir clases gratis tiene ahora una oportunidad con el arranque de la segunda edición de 'Bihotz Araba-La quincena del corazón'.

El presidente de los médicos alaveses, Kepa Urigoitia, y la concejala de Cultura, Educación y Deporte, Estíbaliz Canto, presentaron ayer este programa formativo que del 19 al 27 de este mes pretende que otros 160 ciudadanos más sepan cómo actuar si se encuentran con un adulto, un niño o un lactante al que le falta el aire por infarto o porque tiene algo atravesado en la garganta.

Especialistas en maniobras de reanimación cardiopulmonar (RCP) o de obstrucción de vía aérea (OVA) impartirán diez cursos de cuatro horas de duración cada uno en la sede provisional del Colegio de Médicos, en la calle Dato, 4. Podrán acceder a los talleres todos los interesados mayores de 16 años. Recibirán clases teóricas y prácticas con maniquíes y desfibriladores de demostración, según informaron ayer los organizadores. Aprenden a detectar una situación de riesgo vital, a activar la cadena de supervivencias y a practicar las primeras maniobras de reanimación hasta que llegue una ambulancia.

Para cada curso se ofertan 16 plazas que serán cubiertas en riguroso orden de inscripción. El pasado año, la respuesta ciudadana fue excepcional y las clase se llenaron. Participaron vitorianos de todas las edades y condiciones que valoraron con un nueve sobre diez los cursos. La inscripción ya está abierta. Los interesados pueden apuntarse en la sede o por correo electrónico mediante mensaje a cursos@icoma.eu. Habrá clases por la mañana y por la tarde y tras el taller se entregará un diploma acreditativo a cada participante.

La creación de una amplia red de espacios cardioprotegidos es una de las prioridades de las diferentes administraciones alavesas. Las sedes institucionales, las comisarías, las instalaciones deportivas y culturales, los centros comerciales y diferentes clínicas privadas de la capital alavesa disponen ya de desfibriladores para salvar vidas.

Fotos

Vídeos