Arantzazu Idigoras Otaegi: «Una novela profunda de contenido, pero de lectura fácil y fluida»

Autora. Arantzazu Idigoras con su novela en los jardines de Olaso./
Autora. Arantzazu Idigoras con su novela en los jardines de Olaso.

Tras poner este título en la calle, la autora espera editar otra de sus novelas, 'Isilpeko mamuak. Baztan'

JUAN A. MIGURABERGARA.

Arantzazu Idigoras Otaegi (Bergara, 1968) estrena su faceta como escritora con la publicación del título 'Sueños del ayer'. Una novela que ha despertado interés como demostró la presentación del pasado viernes, con la sala repleta de público. Esta profesional de la enseñanza musical tiene en la literatura una de sus pasiones, fruto de «una mente inquieta y aptitudes que me han abierto muchas puertas», destaca mientras sujeta con sus manos el volumen que se puede adquirir por 10 euros en Vivelibro.

-'Sueños del ayer' es la novela que acaba de publicar, ¿qué se va a encontrar el lector?

-Es una novela profunda de contenido, pero de lectura fácil y fluida, donde la trama es el principal componente que se alterna con reflexiones sobre diferentes temáticas de la vida. Duelo por la muerte de un familiar directo, violencia de género en la mujer aún en situaciones de alto estatus socioeconómico, abusos en la infancia, drogas, síndrome de Diógenes, la bisexualidad y personalidades psicopáticas, entre otras.

-La han clasificado en el género erótico, ¿tiene en realidad tanto contenido en ese sentido?

-Bueno, me he centrado más en la trama y en el devenir de las circunstancias que revelarán a la protagonista, Rebeca Roig. El misterio de la identidad de esa mujer con la que tiene ese obsesivo e incomprensible sueño erótico, al ser heterosexual, y de cuya imagen sólo puede ver, el dibujo de un pez que tiene tatuado en su muñeca izquierda. En la novela sí hay algunas secuencias, en las que trazas de erotismo afloran. Mediante la imaginación entrar en el terreno de la sexualidad sin que esa intromisión resulte burda y mucho menos vulgar.

-Un sueño obsesivo y un tatuaje son las claves, ¿hay también intriga?

-Sí, sí que la hay, sobre todo hacia el final cuando es sólo el lector quien se da cuenta de un tal vez aparente, inocente, pero peligroso entorno del círculo social de Rebeca Roig.

-¿Desde cuándo escribe y qué rutinas sigue como autora?

-Toda mi vida he escrito, desde joven; cuentos, relatos cortos, ensayos, cuentos para niños, cuando mis hijos eran pequeños poesía intimista, guiones para teatros infantiles, y últimamente novela. De hecho 'Sueños del ayer' es la segunda novela que escribo y la primera que se publica, quizás por la temática, tal vez, no lo sé . En cuanto a las rutinas, a la vez que son necesarias como buenos hábitos, para escribir no me gustan demasiado. Matan la creatividad. No me van, por lo que puedo pasar temporadas de escribir bastante y otras de escribir menos. Cuando viene la inspiración o las ganas de escribir hay que hacerlo, es el momento, puede ser esperando a un autobús, en un café, o en la salita de espera del médico, eso sí, siempre y en mi caso debo tener una relativa soledad de concentración en el pensamiento, por lo que nunca me aburro. Donde haya un papel, aún una propaganda, cualquier cosa sobre la que se pueda escribir allí tomo cuatro notas que después puede o no que desarrolle.

-¿Y cuál fue su primera novela?

-Se titula 'Isilpeko mamuak. Baztan' (Fantasmas del silencio. Baztan) y está escrita originariamente en euskera y orientada en el Baztan. Concretamente en Lekaroz. Trama y suspense se combinan en torno a un aparente accidente de caballo con resultado de muerte de una mujer, Barbara Belmont. Isolda, su sobrina, descubrirá de forma casual que se trata de un asesinato, y que muchos misterios se ocultan en los silencios de la gente del pueblo, y hasta en su propia familia. Hasta ahí puedo contar.

-Volviendo a 'Sueños del ayer', la novela que nos ocupa, ¿cómo la han recibido los lectores?, ¿le han hecho llegar alguna opinión?

-Bueno, en principio tengo que decir que ha creado bastante expectación y la editorial me ha comentado que se está vendiendo muy bien. Y en cuanto a los lectores, la información que me ha llegado es que esté gustando mucho. Así que no puedo más que estar contenta.

-¿Otros proyectos?

-Proyectos siempre hay que tener, te hacen sentir que respiras. Me gustaría poder publicar la primera novela, pero hay muchos sueños del ayer y del mañana que no están en nuestras manos y que poco a poco van fluyendo y realizándose a veces cuando uno menos lo espera.

-¿Dónde se puede adquirir el libro y en qué formato?

-De momento la forma más rápida es por medio de internet en la propia editorial ViveLibro, o en Amazon. La versión en ebook también de la misma forma.

-¿Qué diría a los lectores que se lleven a casa 'Sueños del ayer'?

-Pues que va a ser una acertada decisión, ya que se van a encontrar con un libro entretenido, fácil de leer y con mucho trasfondo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos