352 propuestas sobre la mesa

Presupuestos participativos. La mayoría de las propuestas han estado ligadas a la movilidad y los parques infantiles. / GOÑI

Urbanismo, deporte, cultura, euskera y educación, los temas más demandados para invertir los 250.000 euros

NAGORE GOÑI ARRASATE.

Los arrasatearras ya han opinado. El Ayuntamiento ha recibido un total de 352 propuestas de entre las que se decidirá qué destino dar a la partida de 250.000 euros correspondiente a los presupuestos del próximo año. A principios del mes de julio los grupos políticos del consistorio EAJ, EH Bildu, PSOE y Baleike abrieron el plazo para que cualquier arrasatearra pudiera formular su proposición de inversión de dicha partida, un proceso participativo que tiene como objetivo «fomentar la implicación, participación y poder de decisión» de cara a los presupuestos del próximo año. Dejaron así en manos de la ciudadanía una partida prespuestaria de más de doscientos mil euros. El pasado 15 de julio se cerró el plazo para realizarlo y ahora se cierra una primera fase «exitosa», que ha dejado sobre la mesa más de trescientas propuestas. Desde el consistorio aseguran que las ideas recogidas «han sido muchas y muy variadas» y que han destacado las relacionadas con urbanismo, agrupando más de la mitad del total (217), deporte, con 66 proyectos recogidos, y cultura, euskera y educación (20). Entre todas ellas, la mayoría de las proposiciones han estado ligadas a la movilidad y los parques infantiles. Por su parte, el método más utilizado para la presentación de las iniciativas ha sido la página web del Ayuntamiento (149), seguido del BAZ, los edificios municipales y los buzones de los barrios (138) y por último, los stands informativos (65).

Una a una

El Ayuntamiento se muestra «muy contento» con el resultado y da las gracias a todos los arrasatearras por su participación así como por su implicación en esta primera etapa del proceso. Con los tres centenares de proyectos sobre la mesa, y hasta el próximo mes de octubre, el consistorio analizará «una a una» la viabilidad de todos ellos y entre ellos clasificará para la última fase aquellos que sean viables y cumplan con los requisitos previamente establecidos. Este segundo proceso se realizará en dos fases. La primera, será la revisión en la que el ayuntamiento establece una serie de límites para que sean consideradas a la hora de ser analizada la viabilidad de las propuestas de la ciudadanía. Serán por tanto rechazados los proyectos que contravengan con las políticas municipales en materia de euskera, paridad, cultura, sostenibilidad o derechos humanos y las que no se encuentren entre las competencias del ayuntamiento.

Las que pasen este primer filtro, serán sometidas al escrutinio de los técnicos para su valoración técnica, legal y económica. Y tras este largo proceso la lista de proyectos se llevará a votación pública en octubre con el fin de decidir los proyectos que se costearán con esos 250.000 euros. El Ayuntamiento elaborará una lista definitiva hasta completar el importe.

Fotos

Vídeos