«He cumplido un ciclo siendo el entrenador del primer equipo»

Josu Larreategi, exentrenador del Mondragon Unibertsitatea. /  M.M.
Josu Larreategi, exentrenador del Mondragon Unibertsitatea. / M.M.

Josu Larreategi ha decidido dejar su lugar en el Mondragon Unibertsitatea

M.M ARRASATE.

Josu Larreategi, ya exentrenador del Mondragon Unibertsitatea, ha tomado la decisión de no seguir formando al primer equipo. Su sensación sobre esta dura y meditada decisión por su parte se ha reflejado en algunas de sus palabras de despedida. «Este ciclo ha durado ocho años, que no son pocos. En todo este recorrido los componentes del equipo hemos tenido infinidad de vivencias». Pero cree que «la vida deportiva de un jugador para que sea integra y completa necesita de experiencias nuevas, metodologías nuevas de trabajo, modelos de juego diferentes, modelos de liderazgo diferentes, modelos de entrenamiento diversos, mensajes contra la derrota diferentes, etc. Y todo eso se consigue habiendo pasado por las manos de diferentes entrenadores, clubes, ciudades, directivas, prensa, aficionados, etc».

En las últimas jornadas, los resultados obtenidos no han sido del todo buenos, y sobre eso, opina que «al equipo no lo veo mal. Si hubiéramos tenido un poco de suerte y esos dos partidos que perdimos de dos puntos los hubiéramos ganado, estaríamos hablando de un equipo navegando por mitad de la tabla. El equipo necesita dos buenos resultados para cambiar la dinámica. Equipo hay, solo falta tocar la tecla adecuada».

En su larga trayectoria como entrenador, ha tenido tiempo de vivir experiencias de todo tipo, algunas más agradables que otras, algunos momentos difíciles y alegrías que guardará cuidadosamente en sus recuerdos. «La vida de un entrenador y de un equipo de basket discurre por una línea muy fina entre la alegría y la tristeza. Por eso es más importante cómo reaccionas a una derrota que la derrota misma».

Aunque su discurso suene a despedida, la verdad es que Larreategi seguirá unido al club. De momento, seguirá trabajando con las categorías inferiores, en «mi pasión, que es el baloncesto». Tiene claro que «cuando llegué al Ointxe hace exactamente 8 años, la propuesta que me hicieron para entrar a formar parte de la familia Ointxe no estaba limitada exclusivamente a la faceta de entrenador del primer equipo. Mis funciones iban más allá. Durante toda esta trayectoria dentro del club mis actuaciones han ido de la mano de Gorka Zurutuza, (director deportivo) que por cierto, está haciendo un trabajo excepcional, y han sido muchas las decisiones, dentro y exclusivamente de la parcela deportiva, que hemos tenido que tomar».

En este tiempo, en estos 8 años, se ha creado la Saski Eskola, se han implantado nuevos sistemas de trabajo, se ha impulsado el baloncesto de chicas, se han organizado jornadas de formación... y todo eso con la ayuda y el apoyo de muchas personas del club que trabajan a la sombra, y que su trabajo es tanto o más importante que lo que hacemos los que estamos más expuestos a los medios. A partir de ahora tendremos tiempo de valorar entre todos las necesidades que tiene el club».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos