Diario Vasco

La Habana, 14 jun (EFE).- Cubana de Aviación, la aerolínea estatal caribeña que el mes pasado sufrió un accidente aéreo donde murieron 112 personas, reconoció hoy que la decisión de cancelar cinco rutas nacionales y reducir frecuencias de vuelos se debe a que no disponen de aviones suficientes para cubrir sus operaciones.

"Las cancelaciones y ajustes de itinerarios obedecen a que actualmente no contamos con la cantidad de aeronaves necesarias para cubrir la totalidad de los vuelos, lo cual no tiene vínculo directo con el lamentable accidente del pasado 18 de mayo y es resultado de problemas agravados durante los últimos meses", reveló la compañía.

La aclaración de la empresa cubana -fundada en 1929- se produce en medio de numerosas reclamaciones de viajeros que exigieron conocer las causas de los ajustes, anunciados por la aerolínea en un escueto texto el pasado martes.

Cubana, la única compañía aérea que opera vuelos nacionales en la isla, informó entonces de que cancelaba hasta nuevo aviso sus viajes hacia las ciudades orientales de Camagüey, Moa, Manzanillo, Bayamo y Guantánamo.

También precisó que reduciría a una sola frecuencia diaria sus operaciones a Santiago de Cuba y Holguín, ambos importantes polos turísticos del este cubano, y dijo además que volaría una vez por semana a Baracoa, en el extremo más oriental de la isla.

Entre las razones de la medida, Cubana mencionó dificultades en "la contratación de piezas de repuesto y reparación de aeronaves, que en muchos casos debe realizarse en el exterior", según el comunicado publicado hoy en la web oficial Cubadebate.

Consciente del daño que la decisión causa a los ciudadanos, la aerolínea ha prometido devolver el importe de los billetes hasta un año después de la fecha de compra.