Diario Vasco

Estrasburgo , 13 jun .- La Comisión Europea (CE) propuso hoy que el Fondo Europeo de Defensa cuente con 13.000 millones de euros del presupuesto comunitario de 2021-2027, y que los países aporten directamente 10.500 millones para un nuevo Fondo Europeo para la Paz que financiará operaciones y misiones militares.

"La UE debe ser un proveedor de seguridad de confianza para sus socios (...) En nuestra región y más allá", afirmó la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, en una rueda de prensa en el Parlamento Europeo para detallar estas partidas del próximo presupuesto plurianual comunitario dedicadas a la Defensa.

El Fondo Europeo de Defensa, que ya contó con un presupuesto piloto de 500 millones de euros entre 2019 y 2020, dará "la capacidad financiera necesaria para potenciar las inversiones transfronterizas en tecnología y equipos de vanguardia plenamente interoperables", en ámbitos como los del software encriptado y la tecnología de drones, según la CE.

Entre 2021 y 2027, el fondo aportará 4.100 millones de euros para financiar directamente proyectos de investigación competitivos y colaborativos a través de subvenciones.

Tras una primera fase de investigación, se pondrán a disposición de los Estados miembros los 8.900 millones de euros restantes para cofinanciar los costes del desarrollo de prototipos y los requisitos de certificación y ensayo resultantes.

En un momento en que la UE ha apostado por que su defensa y seguridad dependa menos de socios como Estados Unidos, el fondo sólo considerará proyectos colaborativos en los que intervengan al menos tres participantes de tres Estados miembros.

Según la Comisión, la UE se situará así entre los cuatro inversores en investigación y tecnología de defensa más importantes de Europa.

"Se trata de gastar mejor juntos", resumió por su parte el vicepresidente de la CE para la Competitividad, Jyrki Katainen.

Que estas partidas para Defensa salgan adelante dependerá de la negociación entre las instituciones de la UE del presupuesto global para 2021-2027.

Por su parte, el nuevo Fondo Europeo de Apoyo a la Paz, dotado con 10.500 millones de euros, será un instrumento al margen del presupuesto comunitario que intentará hacer más eficaces las misiones y operaciones militares en el marco de la Política Común de Seguridad y Defensa, encaminadas a evitar conflictos, consolidar la paz y garantizar la seguridad internacional.

La CE propone que lo financien los Estados miembros mediante contribuciones anuales basadas en la renta nacional bruta.

Mogherini recordó que este fondo no contará con apoyo del presupuesto comunitario para cubrir gastos de operaciones porque "el Tratado (de la UE) tiene limitaciones" en cuanto a las implicaciones militares y de defensa.

"Nos permitirá financiar a los militares de socios en diferentes sectores, fuera de los límites estrictos que tenemos ahora", apuntó, y consideró que el principal escenario de actuación de estas operaciones será África.