Diario Vasco

Skopje, 13 jun (EFE).- El presidente de la Antigua República Yugoslava de Macedonia (ARYM), Gjorge Ivanov, anunció hoy que no firmará el acuerdo sellado entre los primeros ministros Zoran Zaev y Alexis Tsipras sobre el nombre definitivo de esta república.

"Este acuerdo es inaceptable e indigno. Nunca firmaré un texto tan dañino. Repito, nunca. Este acuerdo es una derrota para la República de Macedonia", dijo Ivanov en un mensaje televisado.

El presidente declaró que no legalizará este acuerdo "ilegal" tan solo unas horas después de abandonar una reunión con el primer ministro y el ministro de Exteriores, Nikola Dimitrov, pasados solo dos minutos.

El presidente recalcó que se trata de un acuerdo "personal" de Zaev y Dimitrov, y subrayó que su rechazo es "definitivo".

"Trataré de encontrar una solución que sea aceptable para todos los ciudadanos de Macedonia. No deben tener miedo. Mi decisión es definitiva y no me dejaré intimidar por amenazas ni extorsiones", declaró el presidente.

"La pertenencia a la Unión Europea y la OTAN no debe ser una coartada para asumir acuerdos dañinos y sus consecuencias impredecibles", añadió.

Según la Carta Magna macedonia, este tipo de acuerdos interestatales deben llevar la firma del presidente.

Además, estos días ha surgido una gran controversia en torno a si el Gobierno tiene la potestad de firmar acuerdos interestatales de este calibre.

El artículo 3 de la Constitución macedonia, en el que se explican las funciones del jefe de Estado, le otorga la capacidad de firmar acuerdos internacionales, pero no excluye que otros también puedan hacerlo.

"El presidente firma acuerdos internacionales en nombre de Macedonia", reza este artículo de la Constitución.

A principios de año Ivanov ya rehusó firmar una ley que otorgaba más derechos a la minoría albanesa para el uso de su lengua en Macedonia, a pesar de que el Parlamento votó dos veces a favor de esta ley.

Para ello Ivanov utilizó una maniobra legislativa con la que se veta una ley a través de la inacción y sin límite de tiempo.