Diario Vasco

Madrid, 17 may (EFECOM).- Forestalia, adjudicataria de 2.000 megavatios (MW) en las subastas de renovables celebradas en España, afirma que el interés para financiar y participar en la ejecución de los 1.200 MW que obtuvo en la segunda subasta supera a la potencia que ganó y daría para hacer hasta 1.600 MW.

El vicepresidente ejecutivo y consejero delegado del grupo Forestalia, Fernando Muñoz; el consejero delegado de eólico y solar, Yann Dumont, y el director financiero, Carlos Reyero, han explicado hoy en rueda de prensa el cierre de la financiación para hacer nueve parques eólicos en Aragón con los 300 MW de esa tecnología que se adjudicó en la primera de las subastas, celebrada en 2016.

Fernando Muñoz ha indicado que están ya con tramitaciones de otros proyectos correspondientes a la potencia que se adjudicó en la segunda y tercera subastas de renovables del año pasado, y captando socios y financiación.

Por su parte, el director financiero ha señalado que, a día de hoy, Forestalia esta sobresuscrita en capital, y en deuda ha conseguido aseguramientos suficientes para proyectos futuros.

Muñoz ha indicado que, además, el interés que está habiendo por los proyectos de fotovoltaica obtenidos en la última de las subastas celebrada el año pasado es "desmedido" y el apetito del mercado es "brutal".

Reyero ha indicado que el proyecto Goya ha demostrado que los proyectos de renovables se pueden financiar sin primas, como se adjudicó toda la potencia que salió en las tres subastas.

Ha añadido que el esquema financiero para costear los proyectos que se hagan con la potencia adjudicada en subastas posteriores a la primera será distinto, ya que a partir de la segunda se estableció un precio mínimo que hará que el endeudamiento sea menor que en el del Proyecto Goya.

Este proyecto se ha financiado con una deuda de 170 millones de euros, estructurada y asegurada por BBVA, Caixabank y Santander y en la que el Banco Europeo de Inversiones (BEI) ha participado con una toma directa de 50 millones de euros.

Reyero ha señalado que la firma, además, de un contrato con Engie a largo plazo (PPA) para adquirir energía generada por esos parques, con una duración de doce años, cubre un 60 % de la inversión y ha sido fundamental para conseguir la financiación bancaria a quince años que han obtenido.

Muñoz y Reyero han manifestado también que esperan que, en futuros proyectos, Forestalia pueda quedarse con un porcentaje de capital en las sociedades que se creen mayor que el 9 % que tiene el Proyecto Goya, que comprende la construcción de nueve parques eólicos en Aragón.

El capital del proyecto Goya, que asciende a 140 millones de euros, ha quedado repartido en un 51 % para el fondo Mirova, un 25 % para General Electric Energy Financial Services, un 15 % para Engie y un 9 % para Forestalia.