Diario Vasco

Bruselas, 17 may (EFE).- La Defensora del Pueblo Europeo, Emily O'Reilly, afirmó hoy que el "brexit" está produciendo un "gran lío administrativo en el Reino Unido" y recordó "la importancia de la transparencia", dadas las amplias implicaciones de los términos de la salida de la Unión Europea (UE) de este país.

El informe anual de 2017, publicado hoy por la oficina de la Defensora del Pueblo Europeo, recoge un total de 122 quejas por parte de Reino Unido y 19 investigaciones abiertas durante este periodo.

Continuaremos garantizando que todos tengan la oportunidad de hacer oír su voz durante este período desafiante, alentando la participación de las partes interesadas y garantizando que no haya un acceso privilegiado a los negociadores clave", establece el informe.

En este contexto, O'Reilly afirmó que "están centrando sus esfuerzos en concienciar a la gente sobre cómo pueden buscar y pedir información" y añadió que "su trabajo es asegurarse de que los ciudadanos son conscientes de cómo podemos ayudarlos".

"No hay que tener mucha imaginación para ver que los problemas que ya hoy existen (en Reino Unido), se multiplicarán cuando el 'brexit' se produzca", aseguró la defensora, quien anticipó que, por ejemplo, "el problema de la ciudadanía aumentará".

Asimismo, O'Reilly aseguró que "los europeos necesitan saber lo que sus estados están haciendo en Bruselas, especialmente cuando crean leyes europeas que afecten sus rutinas diarias".

En esta línea, la Defensora del Pueblo envío hoy al Parlamento Europeo (PE), por segunda vez durante su mandato, un informe especial sobre la falta de transparencia en la administración del Consejo de la UE, así como un conjunto de recomendaciones y sugerencias para mejorar sus procesos de rendición de cuentas.

O'Reilly estableció que "las actuales prácticas del Consejo de la UE constituyen un ejemplo de mala administración" y recomendó que "se establezcan criterios claros y apropiados para la clasificación de los documentos del Consejo, ya que la práctica actual limita severamente su acceso conveniente".

En este contexto, la Defensora añadió que en comparación con otras instituciones comunitarias "el Consejo de la UE parece trabajar de forma más privada y secreta" y que "este problema se contemplará en los debates sobre las elecciones al Parlamento del 2019".

"Los ciudadanos necesitan saber donde se posicionan sus gobiernos en los procesos legislativos europeos", afirmó la Defensora del Pueblo Europeo, quien agregó que "su objetivo final es ayudar a los ciudadanos a participar en la vida democrática de la UE".

Desde 1995 ha habido 19 informes especiales del Defensor del Pueblo Europeo ante el Parlamento. Cuatro informes anteriores han afectado al Consejo, incluido uno sobre la importancia de que el Consejo legislara en público.