Diario Vasco

Barcelona, 16 may (EFE).- La oenegé de ayuda a la comunidad LGTBI 'Stop Sida' ha lanzado hoy una campaña para reducir los riesgos de practicar el denominado 'chemsex', el uso de drogas para prolongar los encuentros sexuales.

La ONG barcelonesa puso en marcha en 2015 el servicio 'Chemsex Support', único servicio en la ciudad que aborda los riesgos de esta práctica, después de que un estudio revelara el aumento del uso de drogas en las fiestas sexuales, sobre todo entre los colectivos LGTBI.

La campaña quiere promover "la reducción de riesgos y el fomento de la salud sexual entre aquellas personas que practican chemsex: fiestas sexuales prolongadas en el tiempo en que los participantes consumen drogas para intensificar el placer que pueden combinar con diferentes productos para mantener la erección.

Según los responsables de Stop Sida, en este tipo de encuentros, el consumo de drogas produce una alteración de la percepción del riesgo que genera una mayor vulnerabilidad, lo que hace imprescindible que los usuarios sean conscientes de los posibles riesgos y daños para tomar decisiones de forma más adecuada para proteger su salud.

Un estudio llevado a cabo por Stop Sida y el Ceeiscat (Centre d'Estudis Epidemiolòegics sobre ITS i la SIDA a Catalunya) reveló que el 11,5% de las personas encuestadas habrían participado en este tipo de encuentros durante el último mes.

La campaña consta de tres vídeos sobre diferentes formas de actuar en un contexto de 'chemsex' para reducir los riesgos y la vulnerabilidad además de tener información sobre los efectos de las drogas y las mejores estrategias para reducir los daños.

Según ha informado Stop Sida, esta campaña de información se complementa con el servicio Chemsex Support (chemsex.info), en funcionamiento desde 2015.