Diario Vasco

Málaga, 16 may (EFE).- El Málaga se encuentra en cuadro para recibir el próximo sábado en La Rosaleda al Getafe en lo que será la despedida de los malaguistas de Primera, en la que el técnico José González dispone de dieciséis jugadores y, entre ellos, a sólo dos defensas, los centrales Luis Hernández y Diego González.

El conjunto malagueño tiene a nueve jugadores lesionados y a dos sancionados, por lo que el técnico tendrá que recurrir a la cantera ante las últimas bajas del uruguayo Diego Rolan, con una contractura en el sóleo derecho, y Borja Bastón, que padece una contusión en el gemelo izquierdo.

A ellos se unen los lesionados de larga duración Ricca, 'Chory' Castro, Miguel Torres, Kuzmanovic y Recio; Peñaranda, ausente con permiso del club; y Rosales e Ignasi Miquel, sancionados con un partido por acumulación de amonestaciones.

Por ello, José González trabajó este miércoles en La Rosaleda ante un millar de niños con los jóvenes de la cantera Álex Robles, Meléndez, Manu Alemán y el guardameta Ernestas.

No obstante, José González no podrá convocar a jugadores del Atlético Malagueño, que el domingo inicia la fase de ascenso a Segunda División B ante el Yeclano.