Diario Vasco

Lisboa, 16 may (EFE).- El grupo italiano Eni y la petrolera lusa Galp tienen luz verde para avanzar en la búsqueda de petróleo en el Alentejo (Portugal), después de que la Agencia Portuguesa de Medioambiente (APA) anunciase hoy que no es necesario evaluar el impacto ambiental del proyecto.

"Con la información presentada, no existen impactos ambientales significativos", afirmó el presidente de la APA, Nuno Lacasta, en rueda de prensa, donde añadió que la prospección debe realizarse entre el 15 de septiembre de 2018 y el 15 de enero de 2019.

Las exploraciones se sitúan a 46 kilómetros de Aljezur (un punto turístico del Alentejo) con una profundidad de 1.070 metros, en un proyecto que prevé que Eni se quede con un 70 % del crudo extraído y Galp con el 30 %.

En caso de que esta primera fase constante el hallazgo de petróleo, será necesario proceder a una nueva evaluación del impacto ambiental, obligatoria cuando se trata de la producción de petróleo.

Las licencias de prospección y exploración de petróleo en el Alentejo fueron concedidas en 2007 por el Estado portugués.

En Portugal estaban previstos otros proyectos de prospección, por parte de un consorcio liderado por la española Repsol y de la compañía lusa Portfuel, ambos en la región sureña del Algarve.

Sin embargo, en diciembre de 2016 el Gobierno portugués decidió rescindir ambos contratos debido a diferentes incumplimientos de los acuerdos.