Diario Vasco

Bruselas, 16 may (EFE).- El número de demandantes de asilo menores no acompañados en el año 2017 fue de 31.400 menores, alrededor de la mitad de la cifra obtenida el año anterior, cuando 63.200 menores no acompañados solicitaron protección internacional en la Unión Europea (UE), informó hoy Eurostat.

De esta forma, se mantiene por segundo año consecutivo el descenso que comenzó en 2015 cuando se alcanzó el pico máximo de demandantes de asilo de menores no acompañados (desde el 2008) con 95.000 menores, tres veces más que la cifra obtenida en 2017.

Sin embargo, los 31.000 menores de 2017 todavía suponen dos veces y media más que la media anual obtenida en el periodo 2008-2013 cuando se registraba una media de 12.000 menores no acompañados al año.

El mayor número de demandantes de asilo menores se anotó en Italia, que obtuvo un 32 % de todas las demandas de este tipo de los Estados miembros de la UE (más de 10.000), seguido de Alemania (9.100), Grecia (2.500), Reino Unido (2.200), Austria (1.400), Suecia (1.300) y Holanda (1.200).

Por su parte, España registró 20 demandas de asilo de menores no acompañados en el 2017, 10 menos que el año anterior.

El principal país de procedencia de los demandantes de asilo menores no acompañados en 2017 continúa siendo Afganistán con 5.300 menores, un 17 % del total, seguido de Eritrea (3.110 menores), Gambia (2.580), Guinea (2.165), Pakistán (1.845) y Siria (1.765).

De los 5.300 afganos, dos de cada cinco solicitaron asilo en Alemania.

Por edades, más de dos tercios de los menores no acompañados en la UE tenían entre 16 y 17 años cuando solicitaron asilo (aproximadamente 24.200 personas), mientras que los niños con edades comprendidas entre 14 y 15 años supusieron un 16 % del total (aproximadamente 5.000 personas) y los menores de 14 años, un 6 % (2.000 personas).

En total en la UE, los menores no acompañados registrados supusieron el 15 % de todos los solicitantes de asilo menores de 18 años.

Por otra parte, la mayoría de menores no acompañados solicitantes de asilo fueron hombres (89 %).