Diario Vasco

Trapagaran , 17 abr .- La dirección de Productos Tubulares, perteneciente al grupo Tubos Reunidos, ha ofrecido al comité de empresa iniciar "un dialogo urgente para salvar la compañía", después de haber retirado el ERE que incluía el despido de 157 trabajadores.

En un comunicado, la empresa ha asegurado que la paralización de la actividad de la planta por la huelga indefinida de los trabajadores, en rechazo al ERE presentado el pasado 4 de abril, "está incrementando el grave deterioro" de la empresa y "pone en grave riesgo su futuro".

La empresa ha señalado que la representación de los trabajadores había rechazado "frontalmente la negociación en el marco del expediente de regulación de empleo".

Ha asegurado que "la difícil situación" de la empresa "requiere la puesta en marcha de medidas urgentes", por lo que ha instado a la representación de los trabajadores a "iniciar las conversaciones necesarias para salvar la empresa de forma inminente en un entorno de vuelta inmediata a la actividad".

La dirección de la empresa ha comunicado a la representación de la plantilla, en la reunión que han mantenido hoy en un hotel de Barakaldo, la retirada del ERE que incluía 157 despidos, una bajada salarial del 25 %, un aumento de la jornada laboral y el cierre de la acería.