Diario Vasco

Washington, 17 abr (EFE).- El Fondo Monetario Internacional (FMI) mantiene sin cambios las previsiones de crecimiento mundial en el 3,9 % para 2018 y 2019, aunque alerta de que las disputas comerciales "amenazan con socavar la confianza" y hacerlo descarrilar "de manera prematura".

"Que las economías avanzadas estén flirteando con la guerra comercial en un momento de expansión económica generalizada puede parecer paradójico", dijo hoy el economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, al presentar el informe de "Perspectivas Económicas Globales" y en referencia a las medidas proteccionistas adoptadas por EEUU y la reacción de China con medidas similares.

Las proyecciones, explicó Obstfeld, se basan en "el continuado buen comportamiento de la zona euro, Japón, China y Estados Unidos, que crecieron por encima de lo esperado el pasado año".

El Fondo ha revisado al alza las previsiones de crecimiento de EEUU del 2,7 % al 2,9 % para 2018 y las de 2019, del 2,5 % al 2,7 %, "impulsadas en gran parte por el estímulo fiscal temporal" tras la aprobación de los recortes de impuestos por parte del Congreso a finales de 2017.

Para China, prevé que crezca un 6,6 % este año y un 6,4 % en 2019, sin cambios respecto a lo anticipado en enero.

"A medio plazo, el crecimiento se espera que se modere gradualmente al 5,5 % con un continuado reequilibrio de la inversión hacia el consumo" a medida que se reduce progresivamente el apoyo a través de los canales de crédito y fiscales, apunta el informe sobre el gigante asiático.

Este positivo panorama depende, sin embargo, de que no se desencadene una guerra comercial entre EEUU y China, ya que "las perspectivas de restricciones y represalias comerciales amenazan con socavar y descarrilar el crecimiento global de manera prematura".

La reunión de primavera del FMI, que comienza hoy y se prolongará hasta el domingo, congregará en Washington a los principales líderes económicos mundiales de sus 189 países miembros para analizar los retos globales.