Diario Vasco

Islamabad, 17 abr (EFE).- La cadena paquistaní de televisión Geo, la mayor del país, ha reanudado sus emisiones casi un mes después de que sus canales fuesen misteriosamente bloqueados en la mayor parte del territorio, sin que las autoridades gubernamentales se hiciesen responsables del corte.

"Geo se vuelve a ver poco a poco. Se está levantando el bloqueo de los canales", dijo hoy a Efe el presidente de la televisión, Imran Aslam.

El ejecutivo afirmó que a mediados de marzo comenzaron a sufrir problemas con sus canales de forma temporal, y que hace unas tres semanas las emisiones de sus siete canales de noticias, entretenimiento y deportes se cortaron en un 80 % del país.

"No sé que ha pasado. Hablamos con los operadores por cable, con PEMRA (la Autoridad Reguladora de Medios de Pakistán) y todos nos dieron garantías de que se solucionaría, pero no fue así", señaló el presidente.

A principios de mes, PEMRA aseguró que no había ordenado sacar del aire a Geo y advirtió a los operadores que si no levantaban el bloqueo se jugaban sus licencias, en vano.

El propio ministro del Interior, Ahsan Iqbal, negó que el Gobierno tuviese algo que ver con el bloqueo y expresó su "preocupación".

El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ) crítico este mes duramente el bloqueo y lo calificó de "asalto" contra el derecho constitucional a la información.

"Es indignante que las autoridades no sean capaces o estén demasiado asustadas de nombrar a aquellos con el suficiente poder de orquestar el bloqueo a la distribución de noticias", afirmó en un comunicado el coordinador de Programas de CPJ en Asia, Steven Butler.

En 2014, PEMRA ordenó la suspensión de las emisiones de Geo durante dos semanas después de que el canal señalase a las agencias de inteligencia por el intento de asesinato contra Hamid Mir, uno de sus periodistas estrella, quien recibió dos tiros en un ataque.

Pakistán está considerado uno de los países más peligrosos para los periodistas y Reporteros Sin Fronteras lo sitúa en el puesto 139 de un total de 180 en el ránking sobre libertad de prensa.