Diario Vasco

Bruselas, 16 abr (EFE).- Los Estados miembros de la Unión Europea (UE) fijaron hoy su posición sobre las actividades delictivas en Internet, un espacio en el que consideran que "se deben aplicar totalmente" el Estado de derecho y las libertades fundamentales para garantizar que sea "global, libre, estable y seguro".

El Consejo (países) de la UE publicó hoy unas conclusiones que recogen la "preocupación" de los Estados miembros ante "la creciente habilidad" para desarrollar actividades maliciosas en Internet "por parte de terceros países y de actores no estatales".

"La UE seguirá desarrollando sus herramientas para atajar estas amenazas cibernéticas", señalaron los Estados miembros en el texto, en el que también defendieron su voluntad de "seguir trabajando" en el marco de la ONU para desarrollar e implementar "nuevas normas, reglas y principios aplicables al ciberespacio".

En este sentido, las conclusiones denuncian también "los grandes daños que provocaron en los últimos años tanto dentro como fuera de la UE" los troyanos del tipo "ransomware", que secuestran datos de los usuarios, entre los que destacaron Wannacry y NotPetya.

"Reivindicamos que el derecho internacional existente sea aplicable también al ciberespacio", sentenciaron los Estados miembros en el texto, en el que también criticaron a "los países que permiten a sabiendas el desarrollo de estas actividades en sus territorios".