Diario Vasco

Ramala, 13 mar (EFE).- El primer ministro palestino, Rami Hamdala, instó hoy al movimiento islamista Hamás a devolver las competencias de materia de seguridad en Gaza a la Autoridad Nacional Palestina (ANP), tras regresar a Ramala horas después de sufrir un ataque con bomba en una visita a la Franja.

"Pedimos a Hamás que entregue la seguridad de Gaza al gobierno de unidad, a la Autoridad Palestina", exigió Hamdala en un corto discurso ante periodistas tras el incidente, que canceló su agenda en Gaza y le obligó a regresar anticipadamente a Cisjordania.

El primer ministro palestino salió ileso de una explosión contra su convoy, en el que viajaba para una visita al enclave costero.

Aunque en un primer momento las autoridades locales negaron que hubiera habido heridos, Hamdala confirmó que hubo seis heridos leves, todos ellos miembros de su cuerpos de seguridad.

"Los heridos están siendo tratados en el hospital de Ramala ahora mismo", señaló.

"Esta mañana llamé al presidente Abás, que mantendrá reuniones los próximos días para investigar qué sucedió en Gaza", añadió sobre el presidente palestino, que también puso fin precipitadamente a un viaje a Jordania para regresar a Ramala tras el incidente.

En opinión de Hamdala, "lo que pasó hoy no representa a la nación palestina y tampoco a la gente de Gaza, que es parte de Palestina".

"Volveremos a Gaza en los próximos días o meses, valorando la situación de seguridad", concluyó.

Por otro lado, el miembro del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saleh Raafat, culpó a Hamás del ataque y relacionó el atentado con el hecho de que los islamistas aún controlen todos los servicios de seguridad de la Franja, declaró en la radio Voz de Palestina.

"Hay diferencias entre el liderazgo de Hamás, porque parte del mismo no quiere llegar a la reconciliación", señaló Raafat.