Diario Vasco

Madrid, 13 mar (EFE).- El grupo de restauración español Zena cerró el ejercicio 2017 con un aumento de su facturación del 9,2 %, hasta los 540,27 millones de euros, según ha informado hoy la compañía en un comunicado.

La empresa, que pertenece desde 2014 a la mexicana Alsea y que opera las marcas Burger King, Domino's Pizza, Foster's Hollywood, Cañas y Tapas y La Vaca, ha informado de que su resultado bruto de explotación (Ebitda) mejoró más de un 12 % respecto a 2016, hasta alcanzar los 62 millones de euros.

El grupo Zena -que no ha facilitado datos sobre su resultado neto- terminó el año con 549 establecimientos, lo que supone que abrió entre enero y diciembre 49 nuevas unidades.

Domino's Pizza cuenta ya con 235 locales (un 43 % del total) y supera por primera vez a Foster's Hollywood, con 230 (42 %), y también gestiona 61 Burger King, 17 Cañas y Tapas y 6 restaurantes La Vaca.

De acuerdo con sus datos, el 30 % de los establecimientos que opera son franquiciados.

Para 2018 la firma espera invertir en torno a 40 millones de euros y estudia "la posibilidad de incorporar nuevas enseñas que convivan con las marcas del portafolio actual, a la vez que se apuesta por el desarrollo de nuevos e innovadores conceptos gastronómicos".

"Estamos muy satisfechos por el nivel de logros alcanzado en 2017, los resultados consolidan el liderazgo de nuestra compañía como una de las plataformas más rentables y eficientes del sector de la restauración organizada en España. Las previsiones de crecimiento para el próximo año se presentan igualmente favorables", ha asegurado su consejero delegado, Rafael Herrero.

A lo largo del último ejercicio Zena incrementó su plantilla en un 20 %, lo que supuso la incorporación de 2.700 personas, hasta alcanzar los 16.200 trabajadores.

Además, los responsables del grupo han destacado que la facturación conseguida en España supone el 20 % de las ventas consolidadas de la mexicana Alsea.