Diario Vasco

Madrid, 13 mar (EFE).- La Comisión para las Políticas Integrales de Discapacidad ha aprobado pedir al Gobierno que modifique la ley para permitir que los padres de niños con cualquier enfermedad grave e invalidante tengan derecho a prestación económica por cuidado de menores.

La iniciativa presentada por el PSOE ha recibido el apoyo mayoritario de 21 diputados, mientras que 15 -los diputados populares- se han abstenido.

La diputada del grupo socialista María Soledad Pérez ha defendido la necesidad de establecer una "cláusula residual abierta", a través de una orden ministerial, en la que puedan incluirse cualquier enfermedad grave e invalidante, que así lo determine los informes pediátricos, la que de derecho a los padres a esa prestación para cuidado de hijos.

Actualmente, el decreto que regula esta prestación compensa económicamente la pérdida del sueldo como consecuencia de la reducción de jornada a los padres con hijos hospitalizados con cáncer y con otras enfermedades graves que aparecen en un listado.

"Es necesaria esa cláusula abierta para todas las familias que no disponen de un diagnóstico y que luego tienen que demostrar en los tribunales que su hijo padece una enfermedad grave y necesita cuidados intensivos, por lo que tienen derecho a esa prestación como dicen las sentencias", ha asegurado la parlamentaria socialista.

Mientras se realiza esta reforma, la proposición no de ley aprobada hoy pide que se de instrucciones a las mutuas colaboradoras para que resuelvan favorablemente las solicitudes de prestación de los padres que reducen esa jornada laboral "cuando de las pruebas diagnósticas se deduzca que el menor padece una enfermedad grave que requiera el cuidado directo, continuo y permanente".

"Una situación tan compleja" como la que padecen estas familias "no se soluciona con un anuncio de que se va a modificar esta prestación y que podrán tener cuidados en casa", porque el decreto "ya lo contempla", ha asegurado la diputada del PSOE en relación con el anuncio del Gobierno de que se amplía la prestación para el cuidado domiciliario del menor.

Ciudadanos ha respaldado la propuesta socialista porque según ha dicho el diputado Diego Clemente es preciso dar respuesta a la situación que genera en las familias estas enfermedades graves que obliga a "muchos padres a trasladarse a otras comunidades y a dejar su trabajo para atender a sus hijos hospitalizados".

Para Nayua Miriam Alba, de Unidos Podemos, "no es cuestión menor" el hecho de que muchas familias "se queden fuera por falta de diagnóstico de la enfermedad grave de sus hijos y ha recordado que en 2017 2642 padres y madres solicitaron la prestación tras reducir su jornada laboral.

El PP no apoyado esta propuesta porque según ha explicado María del Carmen Hernández, antes de hacer las "reformas legales pertinentes" hay que realizar "estudios serios sobre la incidencia de las enfermedades graves cuando requieren de cuidado permanente".