Diario Vasco

Madrid, 14 feb (EFE).- El secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, ha enmarcado "dentro de la normalidad" el almuerzo con el que Felipe González y Pedro Sánchez iniciaron ayer una nueva etapa de acercamiento y ha dicho que los expresidentes son un activo del partido y que el PSOE "no esta dispuesto a descapitalizarse".

Ábalos ha asegurado, en los Desayunos de TVE, que el reencuentro entre Sánchez y González -que adelantó El Confidencial- fue "bien, como no puede ser de otro modo".

Ha recordado que antes de esa comida, que tuvo lugar en un restaurante de Madrid, ya había habido contactos entre ambos y que incluso querrían haber tenido una conversación más larga, pero que eso no pudo ser porque sus agendas lo hacían complicado.

El dirigente socialista se ha mostrado convencido de que la importancia de un expresidente del Gobierno "va más allá de su partido" y constituye el "patrimonio de todos los españoles", por lo que ha argumentado que, no solo el PSOE debe respetarlos, sino que también debe hacerlo "el conjunto del país".

Sobre el apoyo del expresidente José Luis Rodríguez Zapatero al ministro de Economía, Luis de Guindos, como candidato a vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Ábalos ha admitido que hay "opiniones para todos los gustos" y que todas son "respetables".

No obstante, ha recordado que la posición de su partido es "clara", en contra de la candidatura de Guindos, porque éste no responde a las "características que debería tener un gestor que está pensando en una Europa más inclusiva".