Diario Vasco

Barcelona, 13 feb (EFECOM).- El presidente del grupo Hotusa, Amancio López, ha alertado hoy sobre los riesgos que entrañan los populismos y las actividades asociadas a las denominadas economías colaborativas, de las que ha dicho que van camino de convertirse en "monopolios globales con tecnologías imposibles de igualar".

López, que ha protagonizado el Ciclo de Diálogos 'Empresa y Sociedad' del Círculo de Economía, ha afirmado que "no hay otro caso de éxito como Barcelona" y ha indicado que "el turismo debe ser 'finito'", pero ha criticado que se emprendan "campañas sobre las tasas turísticas, como si se tratara de alcohol o tabaco", y que además éstas sean "utilizadas con populismo".

Así, ha opinado que debates como la moratoria hotelera decretada por el gobierno municipal de Barcelona pueden contener aspectos susceptibles de discutir, pero que no puede aplicarse con carácter retroactivo porque generan "inseguridad jurídica".

Ha afirmado que "no le pide mucho" a las administraciones públicas, sino tan solo "seguridad jurídica y certezas": "Es peligroso que sean muy creativos", ha ironizado.

"Me preocupan los populismos de todo tipo, de cuando una parte demoniza a la otra. Pero también me preocupan ciertos modelos de especulación pura que pueden tener consecuencias tremendamente destructivas. Vamos, la de los que se la juegan como al póquer", ha aseverado.

El presidente de Hotusa ha incidido en la necesidad de "ordenar, también fiscalmente" las actividades relativas a la "economía colaborativa" -en este caso relativas al turismo-, pues ha apuntado que esta genera menos riqueza que los alojamientos turísticos tradicionales.