Diario Vasco

Gijón, 14 ene (EFE).- El lateral del Sporting Jordi Calavera se perderá con toda probabilidad el partido de la próxima jornada en la que el conjunto gijonés se desplaza a Lugo ya que padece una lesión en los isquiotibiales de la pierna derecha, si bien los servicios médicos esperarán hasta el martes para dar un diagnóstico definitivo.

La plantilla rojiblanca realizó hoy un entrenamiento regenerativo en medio de un gran ambiente después de que el equipo recuperara las buenas sensaciones y ofreciera una solvente victoria ante el Alcorcón.

En la sesión de hoy tampoco participaron el central Álex Pérez y el delantero Carlos Castro, ambos con molestias musculares, aunque no se esperan problemas para que el técnico Rubén Baraja pueda contar con ambos ante el Lugo en un partido en el que está previsto un gran desplazamiento de aficionados.

Las dos victorias consecutivas han reconciliado al equipo con la afición pero el centrocampista Carlos Carmona, uno de los destacados ante el Alcorcón quiere rebajar la euforia "lo importante ahora es no volverse locos, hay que ir partido a partido escalando posiciones".

No obstante, Carmona ha considerado que el equipo "ha recuperado sensaciones" y destaca que ante el Alcorcón tuvieron "la posesión del balón y se crearon muchas ocasiones".

"Llevamos tres partidos seguidos en casa con victoria pero ahora hay que hacerse fuertes en El Molinón y continuar esa dinámica fuera de casa", ha señalado el jugador que asegura que todo están "trabajando duro y poniendo mucha ilusión y ganar para ir hacia arriba".

Carmona confía en poder mantener la línea de juego y resultados en Lugo a donde se van a desplazar muchos aficionados porque es un viaje cómodo y además hay una gran sintonía entre los dos clubes y sus respectivos seguidores "hay que hacer un buen partido para brindarles la victoria" indicó el centrocampista balear del Sporting.