Diario Vasco

Telde , 14 ene .- La plantilla de la Unión Deportiva Las Palmas regresó este domingo a los entrenamientos tras la dolorosa goleada recibida ayer en Girona (6-0), y se ha ejercitado en Telde, donde este sábado aparecieron pintadas en contra de jugadores y directivos, que ya han sido borradas por el club, según han publicado varios medios digitales.

A escasos metros del campo de entrenamiento de El Hornillo aparecieron mensajes como "jugadores mercenarios", "Viñayo, Cruz, dimisión, inútiles" o "Ramírez vete ya", dirigidos no solo a los futbolistas, sino también al director general, director deportivo y presidente de la entidad, respectivamente.

El descontento de los aficionados también se ha reflejado de forma notoria en las redes sociales a la conclusión del partido de ayer en el estadio Montilivi, donde la Unión Deportiva dio una pobre imagen, especialmente en la segunda parte, periodo en el que encajó cinco de los seis goles.

Las Palmas, colista de LaLiga Santander, ha cerrado la primera vuelta con solo once puntos -tres victorias, dos empates y catorce derrotas-, la peor de su historia en la máxima categoría, y como equipo más goleado, con 46 tantos encajados en diecinueve jornadas.

El próximo sábado, el equipo entrenado por Paco Jémez recibirá al Valencia CF, en lo que supondrá el tercer enfrentamiento de este mes ante el cuadro ché después de la eliminatoria de octavos de final de la Copa del Rey, con empate a un gol en el Estadio de Gran Canaria y 4-0 en el estadio de Mestalla, el pasado martes.

Los jugadores amarillos tendrán descanso este lunes, y comenzarán a preparar desde el martes el importante choque ante el conjunto entrenado por Marcelino García Toral, quien esta vez sí se espera que se siente en el banquillo visitante tras no hacerlo en el choque copero, por recomendación de los médicos, tras su accidente de tráfico del pasado mes de diciembre.