Diario Vasco

Veracruz , 12 ene .- Los restos desmembrados y decapitados de cuatro personas fueron abandonados hoy en un camino rural del oriental estado mexicano de Veracruz, según reportaron fuentes policiales.

Los hechos ocurrieron en el municipio de Sayula de Alemán, donde los cuerpos fueron abandonados en el maletero de un automóvil y las cabezas dejadas en el capó con un mensaje firmado presuntamente por un cartel del narcotráfico.

El hallazgo se suma a toda una oleada de asesinatos con las mismas características (desmembrados y decapitados) que se han presentado en los últimos seis meses en Veracruz, un estado con altos niveles de violencia relacionada con la actividad de bandas del narcotráfico.

El pasado 5 de enero, los cuerpos desmembrados de cinco personas fueron abandonados sobre un taxi en una carretera del municipio de Tlacotalpan, también en Veracruz.

Tres días antes, cinco personas fueron asesinadas, descuartizadas y sus cuerpos arrojados en la vía publica en el puerto de Veracruz.

El 26 de noviembre, otros cuatro cuerpos fueron descuartizados y aparecieron junto con "narcomensajes" en un barrio del municipio de Poza Rica, al norte del estado de Veracruz.

Las últimas cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública dieron cuenta de que durante el 2017 se reportaron poco más de 1.700 crímenes violentos, la mayoría de ellos con presuntos vínculos con la delincuencia organizada.

El territorio veracruzano es disputado por al menos tres carteles de la droga: Los Zetas, Jalisco Nueva Generación y El Golfo, quienes se disputan no solo la venta de drogas, sino el cobro de derecho de piso y secuestros.

La aparición de cuerpos ocurre cuando Veracruz está inmersa en el inicio de un proceso electoral para renovar la gobernación y diputaciones locales, a la par de las comisiones presidenciales, de legisladores federales y senadores.