Diario Vasco

Tirana, 19 dic (EFE).- El Corredor de Migración de Cetáceos del Mediterráneo será incluido oficialmente en la Lista de Zonas Especialmente Protegidas de Importancia para el Mediterráneo (ZEPIM) durante la próxima conferencia del Convenio de Barcelona que se celebrará dentro de dos años.

Así lo acordó la vigésima Conferencia de las Partes (COP 20) que se celebra actualmente en Tirana, a propuesta de España, que también ha pedido la protección de cuatro especies de corales de aguas profundas.

El corredor abarca un área marítima entre Levante, Cataluña y Baleares que comprende 46.000 kilómetros cuadrados, lo que equivale al 5 por ciento de las aguas marinas españolas.

Según ha informado el Ministerio español de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, la COP 20 ha dado la bienvenida a la propuesta española y ha reconocido "el valor regional y la sólida base científica con la que cuenta este área para su inclusión en este prestigioso listado internacional durante la próxima Conferencia de las Partes".

Con la declaración del "Corredor de Migración de cetáceos del Mediterráneo", España tendrá el 13 % de sus aguas marinas cubierto por una figura legal de protección, con lo que se posicionará como uno de los países mediterráneos cuyas aguas gozan de mayor superficie protegida, ha señalado el ministerio.

Varias ONG internacionales y españolas, enmarcadas en la Alianza Mar Blava, celebraron en un comunicado esta decisión que consideraron de "altísimo valor ecológico".

Según señalaron las ONG en un comunicado, el espacio protegido no solo es zona de paso para el rorcual común hacia sus áreas de cría y alimentación en el norte del Mediterráneo, sino también hábitat y lugar de alimentación para una gran diversidad de especies de cetáceos y otras especies marinas.

Entre los preceptos que deberán cumplirse está desarrollar un plan para reducir la contaminación acústica submarina, que pone en riesgo la supervivencia de las poblaciones de fauna marina, especialmente las de los cetáceos, que dependen del sonido para el desarrollo de todas sus actividades como su orientación espacial, alimentación, reproducción y cría.

En la conferencia de alto nivel, que concluirá mañana, participan 150 representantes de 22 países.