Diario Vasco

Johannesburgo, 7 dic (EFE).- La ONU destinará 12,3 millones de dólares adicionales a combatir el hambre en 2018 en Somalia, ante las expectativas de un empeoramiento de la situación humanitaria en este país, según informó hoy la organización en un comunicado.

Los aportes se realizarán desde el Fondo Humanitario para Somalia (SHF, siglas en inglés) de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA) y elevarán el total destinado a la prevención contra el hambre en ese país a 57 millones de dólares.

De acuerdo con los cálculos de la ONU, las necesidades humanitarias son "crecientes y cada vez más graves" y, actualmente, hay unos 6,2 millones de personas que requieren asistencia.

La malnutrición está por encima de los niveles de emergencia en algunas zonas y enfermedades como el cólera y el sarampión mantienen su presencia en el país.

Dado que la estación de lluvias (octubre-diciembre) está dejando agua por "debajo de la media", las proyecciones respecto a la producción de comida son "desoladoras", según indicó la ONU en el comunicado.

Por ello, advierte de que una pronta inversión para prevenir el hambre en 2018 es "crítica" si se quiere evitar que la población caiga aún más en riesgo de inseguridad alimentaria.

Los fondos extra se destinarán a una treintena de proyectos de lucha contra el hambre (la mayoría canalizados a través de ONGs) y son posibles gracias a una contribución adicional realizada en esta recta final del año por Australia, Canadá, Dinamarca y Suiza, que se suman a donantes como Alemania, Suecia, Reino Unido, Países Bajos, Noruega o Corea del Sur.

"Sin embargo, la cantidad es solo una fracción pequeña de lo que requerirá la lucha contra el hambre en 2018. Urgimos a los donantes a dar fondos", indicó en el texto Peter de Clercq, coordinador humanitario para Somalia de la OCHA.