Diario Vasco

Valencia, 7 dic (EFE).- El Levante FS visita este viernes la pista del Santiago Futsal con la obligación de ganar y esperar el tropiezo de alguno de los equipos que le preceden para llegar a la última jornada de la primera vuelta con posibilidades de entrar en la Copa de España.

El Levante FS tiene un punto menos que el octavo clasificado y necesita un triunfo ante el Santiago Futsal, penúltimo de la clasificación, para mantener vivas sus aspiraciones de acabar la primera vuelta entre los ocho primeros.

El entrenador del Levante FS, David Madrid, reconoció que clasificarse para la Copa será "difícil", porque no dependen de ellos mismos, pero afirmó que en el caso de no conseguirlo deben mantener "la mirada al frente" porque todavía quedarían otros objetivos deportivos por los que luchar.

"Estará difícil, pero vamos con la intención de ganar y seguir en la pelea. Si no conseguimos meternos en la Copa, deberemos seguir porque tenemos cosas muy bonitas por las que luchar", comentó Madrid.

"Ellos son un equipo muy trabajado que quizá está pagando la juventud de su plantilla. Se les están yendo puntos en los últimos momentos y merecen más de lo que dice la clasificación", indicó el entrenador madrileño.

El técnico del equipo valenciano tiene para este desplazamiento la baja de Pizarro, que arrastra unas molestias musculares.