Diario Vasco

Valladolid, 6 dic (EFE).- El centrocampista murciano Toni Villa, que acaba de renovar con el Real Valladolid hasta el 2021, ha asegurado hoy que su equipo "puede luchar por estar en Primera" aunque "no" tiene prisa para jugar en la máxima categoría, si bien es consciente de que el club sí aspira a conseguirlo pronto.

El canterano ha mostrado su satisfacción, en rueda de prensa, ante la continuidad en el club donde se ha formado profesionalmente, si bien ha reconocido que "la noticia llega en un momento difícil para todos", tras los malos resultados cosechados en los últimos encuentros que cree que "se pueden revertir".

Según Toni Villa, "es el único objetivo ahora del equipo, cambiar esta situación negativa" y para ello están "trabajando duro", ya que "solo con esfuerzo se pueden obtener los frutos deseados" y, en su caso, esa entrega se ha traducido en un futuro con el Real Valladolid, donde ya ocupa un papel destacado.

El centrocampista del conjunto blanquivioleta ha confesado que "no han sido años fáciles" para él, ya que ha tardado en dar el salto al primer equipo y, en esa transición, ha sido determinante su cesión, la pasada campaña, a la Cultural Leonesa, donde pudo "crecer y adquirir más confianza".

También se ha mostrado muy contento de que sus compañeros de cantera, Fernando Calero y Anuar, también hayan renovado sus contratos con el Real Valladolid, porque "es gratificante y da mucha tranquilidad estar con gente que va a darlo todo por el equipo y que va a sudar la camiseta".

Aunque durante el verano estuvo en el aire su continuidad en el club blanquivioleta, finalmente encontró una oportunidad en el primer equipo de la mano de Luis César que está aprovechando y, aunque aun no ha podido inaugurar su casillero de goles, confía en conseguirlo.

Ha reconocido que en los últimos partidos han estado "más flojos" en general y que por ello "la confianza se ve mermada un poco", pero ha advertido de que "es momento de dar la cara y seguir trabajando" porque cree que "hay plantilla para poder regresar a Primera división".

El joven jugador ha estado acompañado por el presidente del club, Carlos Suárez, y por el director deportivo, Miguel Ángel Gómez, quien ha reconocido que Toni ha sido "una querencia personal" y, por ello, se siente "muy orgulloso" de que haya logrado hacerse un hueco en el primer equipo.

"Esta renovación se la ha ganado él con su trabajo y con su esfuerzo, pero además espero que no se quede ahí y que vaya a más", ha añadido Gómez, mientras que Suárez ha asegurado que su protagonismo "deja a las claras que los jugadores de la casa que quieren y que pelean pueden llegar al primer equipo".

Asimismo, ha indicado que el club quiere "ser más de aquí, seguir apostando por los canteranos, porque el compromiso del Real Valladolid con la ciudad debe empezar desde el campo" y por ello van a continuar con el trabajo en las categorías inferiores, para poder sacar más jugadores y "sembrar para el futuro".