Diario Vasco

Saná, 6 dic (EFE).- Soldados hutíes del Yemen dispersaron hoy una manifestación de decenas de mujeres en Saná que pedían la entrega del cadáver del expresidente Ali Abdalá Saleh, asesinado por la milicia rebelde hace dos días, para enterrarlo.

Las manifestantes se juntaron fuera del hospital militar donde los hutíes mantienen el cuerpo de Saleh coreando lemas como "tenemos una sola petición... la entrega del cuerpo del líder" y "el pueblo quiere el cadáver del líder", según testigos.

Las manifestantes levantaron imágenes de Saleh y pancartas donde se leía "pedimos la entrega del cadáver del mártir de la patria el líder, Ali Abdalá Saleh".

La fuente agregó que los soldados hutíes usaron porras y palos eléctricos para dispersar a las manifestantes, algunas de las cuales llevaron a un autobús.

Los hutíes asesinaron el pasado lunes a Saleh, su aliado desde 2014, después de que el expresidente se ofreciera a negociar con Arabia Saudí para poner fin al conflicto e hiciera un llamamiento a un levantamiento popular contra la milicia chií.

Los combates entre los hutíes y las tropas leales a Saleh han causado la muerte de al menos 234 personas y heridas a otras 400 desde el pasado viernes, según datos ofrecidos ayer por el Comité Internacional de la Cruz Roja en el Yemen.

La coalición árabe liderada por Arabia Saudí apoya desde 2015 al Gobierno del presidente Abdo Rabu Mansur Hadi, establecido de forma provisional en la ciudad costera de Adén, en el sur del país.