Diario Vasco

Bruselas, 6 dic (EFE).- La Comisión, el Consejo y el Parlamento europeos lograron hoy un acuerdo político para modernizar los instrumentos de defensa comercial de la Unión Europea (UE), de manera que sus regulaciones antidumping y antisubsidios harán frente con más garantías a las importaciones desleales.

La Comisión Europea (CE) explicó en un comunicado que los cambios acordados serán más "eficaces, transparentes y fáciles" para las empresas y que en algunos casos permitirán a la UE imponer derechos más altos a los productos desleales.

En concreto, las nuevas reglas acortarán los actuales nueve meses de investigación hasta que se imponen medidas provisionales contra esos productos.

Las compañías se beneficiarán de un sistema de "alerta temprana", además, para que puedan adaptarse a la nueva situación en el caso de que se apliquen derechos a esas importaciones.

Las firmas más pequeñas podrán dirigirse a un punto específico para que les resulte más fácil activar y participar en los procedimientos de defensa comercial.

Por otra parte, según el acuerdo político sobre la nueva legislación, la UE podrá adaptar su "norma del derecho inferior" e imponer derechos mayores.

La actual legislación europea impone un máximo a los derechos antidumping a través de esa regla, consistente en la aplicación de un derecho con el fin de eliminar los efectos del dumping en las importaciones de un producto en concreto, que se determinará en función del nivel de dumping o de los perjuicios a la industria, el que sea inferior.

El cambio se aplicará a los casos de importaciones de productos subsidiados indebidamente y objeto de dumping procedentes de países donde los precios de las materias primas y de la energía están distorsionados.

Este acuerdo político entrará en vigor una vez que el Consejo de la UE (los países) y el Parlamento Europeo le den luz verde formalmente.